Los abejorros están desapareciendo más rápido de lo que creemos

Y sí, su extinción se debe al cambio climático
(Imagen: Pixabay)

De acuerdo con un nuevo estudio, dentro de una sola generación humana, las probabilidades de supervivencia de los abejorros han disminuido en un promedio de más del 30 por ciento. Es decir, su extinción está mas cerca de lo que se creía.

También te recomendamos: UICN declara a las luciérnagas en peligro de extinción

A medida que aumentan las temperaturas globales y las tasas de precipitación se vuelven más extremas, es probable que los abejorros tengan problemas para adaptarse a sus entornos. Además, las olas de calor y las sequías esperadas crearán ambientes demasiado secos, lo que podría dañar las flores de las que dependen los insectos para alimentarse.

Las tasas de supervivencia de los abejorros europeos disminuyeron en un promedio de 17 por ciento entre 1975 y 2000, mientras que las de América del Norte disminuyeron en aproximadamente un 46 por ciento durante el mismo período, según la investigación reciente publicada en la revista especializada Science.

(Imagen: Pixabay)

Investigadores de la Universidad de Ottawa crearon un modelo para estimar la probabilidad de disminución del abejorro entre 66 especies diferentes que se encuentran en América del Norte y Europa: las proyecciones usan las tolerancias individuales de temperatura y precipitación de cada especie, que cada vez se ven más desafiadas por el cambio climático y el calentamiento global. (Vía: Science)

El equipo calculó la caída en las tasas de supervivencia de los abejorro por los conjuntos de datos de población de los siglos XX y XXI, y los resultados no son demasiado optimistas. Dichas tasas apuntan a una extinción masiva, según el estudio, lo que sugiere una posible desaparición en unas pocas décadas.

Asimismo, los científicos observaron cómo las cada vez más frecuentes altas temperaturas dañan la capacidad de una especie de abejorros para colonizar nuevas áreas y aumenta el riesgo de extinción. Si bien no saben con certeza por qué sucede, es probable que el calor daña el metabolismo y las fuentes de alimentos de una abejorro. Por lo tanto, las especies que viven en áreas con picos de temperatura más dramáticos son las más vulnerables.

(Imagen: Pixabay)

Los abejorros son grandes y peludos como parte de su adaptación a los climas fríos. A diferencia de la mayoría de los insectos, prosperan en regiones más frías y templadas y es común encontrarlos en áreas más cálidas donde tienden a sobrecalentarse, por lo tanto, no están particularmente preparados para un planeta en calentamiento. (Vía: Science)

Además de los riesgos climáticos crecientes, los abejorros también sufren acciones humanas directas como el uso de pesticidas y la intensificación agrícola. Los pesticidas, según la investigación, acortan el vuelo de un abejorro y posiblemente impiden la polinización.

Los humanos necesitan abejorros: son los mejores polinizadores de paisajes silvestres y los insectos más efectivos para la polinización de cultivos como la calabaza, el tomate y las bayas, como las moras. Los polinizadores de insectos como las abejas facilitan el crecimiento del 35 por ciento de los cultivos mundiales. (Vía: Science)

Con información de Science