¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

UICN declara a las luciérnagas en peligro de extinción

Un estudio hecho entre la UICN y la Universidad de Tufts señaló las amenazas que enfrentan estos insectos
UICN declara a las luciérnagas en peligro de extinción. (Imagen: Muy Interesante)

La Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) junto con la Universidad de Tufts, declararon a las luciérnagas como una especie en peligro de extinción.

Te recomendamos leer: UICN declara al conejo como una especie en peligro de extinción

De acuerdo con información de Milenio, un grupo de biólogos de la Universidad de Tufts que colaboró con la UICN, declaró en peligro de extinción a las luciérnagas.

UICN declara a las luciérnagas en peligro de extinción. (Imagen: National Geographic)

Entre las razones que encontraron para declarar a las luciérnagas en posible extinción, está que los hábitats donde se desenvuelven se han perdido, la contaminación lumínica las afecta y los pesticidas que actualmente se usan amenazan a estos insectos.

Todos estos factores, según consideraron los biólogos, perjudican a las luciérnagas y elevan su nivel de ‘extinción’, lo que podría afectar la biodiversidad y el ecoturismo como pasa con otras especies.

Las luciérnagas, enfrentan distintas amenazas a parte de las antes mencionadas. Los especialistas aseguran que el futuro de estos insectos podría desatar daños específicos y vulnerar a otras especies que comparten regiones geográficas donde éstas se desenvuelven.

UICN declara a las luciérnagas en peligro de extinción. (Imagen: Food and Travel)

Sara Lewis, profesora de Biología de la UT, indicó que, de acuerdo con las entrevistas que le hicieron a expertos en luciérnagas alrededor del mundo, estos insectos se ven principalmente amenazados por la pérdida de hábitat.

El segundo punto que las tiene en categoría de ‘peligro de extinción’ es que la mayoría de regiones geográficas donde se ubican, están enfrentando un alza en ‘contaminación lumínica’ y en el uso de pesticidas.

“Muchas especies de vida silvestre están disminuyendo porque su hábitat se está reduciendo”, indicó Lewis.

Un estudio de investigación anterior a éste habría revelado que las disminuciones drásticas de luciérnagas se debían a que los manglares, que eran el hábitat de algunos tipos de estos insectos, se ‘transformaron’ en plantaciones de aceite de palma y en granjas agrícolas. 

Además de eso, los especialistas insisten en que la luz artificial de la noche, que ha crecido de manera exponencial durante los últimos años, interrumpe los biorritmos naturales no sólo de las luciérnagas, sino de los humanos.

Su reproducción es algo que se ve perjudicado también, pues las luciérnagas dependen de la bioluminiscencia para encontrar pareja, por eso cuando se ven invadidas con demasiada luz artificial, ésta puede interferir en sus intercambios de cortejo.

Finalmente, los investigadores señalaron que preservar las luciérnagas es vital para mantener el equilibrio medio ambiental y con ello, conservar el espectáculo lumínico que regalan a miles de personas alrededor del mundo, pues brillar es lo que les permite vivir y terminar su ciclo de vida de manera adecuada.