Xóchitl Gálvez se disfraza de AMLO para su nuevo spot

Los spots de estas elecciones nos han sorprendido, pero siempre hay formas de superarlo y esta vez Xóchitl Gálvez lo logró. Para llamar al voto por ella y por los demás candidatos del PAN se disfrazó del personaje con más presencia y más recuperado por el Frente en este proceso: Andrés Manuel López Obrador.

En este cuestionó el que todos los candidatos de Morena, PES y PT aparezcan con AMLO en sus fotografías promocionales de sus campañas. Entendible el cuestionamiento, y bastante justo, en realidad. Lo que no entendemos es lo que hizo después:

Sí. Se disfrazó del candidato de Morena y se aventó un discursito anti-pro López Obrador, en el que al final terminó por llamar al voto para los candidatos que integran la coalición de PAN, PRD y Movimiento Ciudadano.

¿Una medida desesperada? Presumiblemente sí. Dentro del spot cuestiona el conocimiento del electorado por sus candidatos a senadores y diputados y explicó que se debe votar por plataformas, propuestas y trayectorias, no por sus fotos.

Sinceramente, no entendemos el planteamiento, porque sí, ella sale solita en sus fotografías, sin ningún tipo de padrino electoral… pero aquí parece que también se agarró de padrino al tabasqueño.

La imagen de Andrés Manuel López Obrador ha sido utilizada por el Frente para impulsar su campaña, en una clara medida para buscar alcanzar el ritmo de la intención de voto que lleva la coalición Juntos Haremos Historia, que en algunas encuestas ya rebasó el 50% de preferencia, contra el 26% de Ricardo Anaya.

Es cierto que las encuestas son simples instrumentos de medición y que lo que ocurra en las casillas el día de la elección puede no corresponder a muchos de esos ejercicios. Sin embargo, estas son el termómetro de los partidos para moverse en campaña.

Durante un evento en Valle de Chalco, Estado de México, vecinos de la zona pidieron a Ricardo Anaya dejar de hablar de López Obrador, pues a su consideración eso les cansa y que la campaña es de él, no del candidato morenista.

Estas campañas han sido desproporcionadas en muchos sentidos. A la par de que AMLO ha liderado en todo momento la intención de voto en todas las encuestas, también los demás partidos han priorizado el enfoque de sus estrategias a hacer que su popularidad baje.

Lo debates eran una gran oportunidad para que esto sucediera, pero no fue así. La solidez que ha tenido AMLO en su curva ascendente de preferencia electoral, que es una suma de 18 años de administraciones en el Siglo 21.