Castración química para los pedófilos, propone el PT en Puebla

Un diputado asegura que la Constitución de México no prohibe explícitamente inhibir el deseo sexual de los agresores
(Imagen: Pixabay)

El diputado local de Puebla por el Partido del Trabajo (PT), José Juan Espinosa Torres, busca impulsar una reforma al Código Penal de Puebla para que se pueda aplicar la castración química e inhibir el deseo y actividad sexual de los pedófilos.

La propuesta del legislador busca cambiar los artículos 37, 67, 68, 217, 265 y 272 del código. Esto con el objetivo de castigar este tipo de violencia. La iniciativa se ingresó a la Comisión de Procuración y Administración de Justicia para su análisis y resolución.

“La castración química surge como una posibilidad para el manejo de la pedofilia y la pederastia. Consiste en un tratamiento médico hormonal, aplicado —en muchos casos— para disminuir los niveles de testosterona, la libido y, por ende, la actividad sexual, y como resultado final, reducir las agresiones sexuales de alta incidencia en el mundo”, declaró el diputado.

Espinosa Torres espera que las leyes sean modificadas para que las personas que cometan actos sexuales forzados o exhibicionismo corporal reciban tratamiento de inhibición sexual. Además se sancionaría con siete a 12 años de prisión y multas de entre los 800 a 2 mil 500 días de salario.

El artículo 265 trata sobre la violencia sexual contra menores de edad. En esta se propone que los victimarios reciban castración química. Además, se sancionaría con prisión de 5 a 10 años y una multa de ocho mil a 30 mil pesos. Esto, cuando los agresores estén emparentados de alguna manera al menor o ejerzan algún tipo de influencia sobre esta.

También te recomendamos: ¿Por qué nunca es suficiente la castración química para violadores?

La constitución no lo prohibe: PT

El diputado sustentó su iniciativa bajo el argumento que el artículo 22 de la Constitución Política de México no contempla la prohibición explícita de un tratamiento para inhibir el deseo sexual. Sin embargo, sí se asienta que están prohibidas las penas de muerte, la mutilación e la infamia. También están prohibidos los azotes, palos, tormentos de cualquier tipo y la multa excesiva, entre otras.

El artículo contempla también el principio de proporcionalidad. Este plantea que todo delito debe ser castigado de manera justa según el bien jurídico afectado.

Por su parte, el gobernador del estado, Miguel Barbosa, señaló que el debate queda en las manos del Congreso.

“Es un asunto de legisladores ellos tendrán que debatir sobre los contenidos de todas las iniciativas que se presenten, sean lógicas o no sean lógicas, yo solamente testimoniaré lo que ocurra en los congresos, allá en el Congreso poblano que se debata este asunto”, declaró.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) define la violencia sexual de esta manera:

“La violencia sexual abarca actos que van desde el acoso verbal a la penetración forzada y una variedad de tipos de coacción, desde la presión social y la intimidación a la fuerza física”.

Con información de Debate y 24 Horas