Luigi Ventura, ex enviado enviado del Papa acusado agresión sexual es llevado a juicio

Había sido despojado de su inmunidad diplomática por el Vaticano en 2019 tras ser interrogado por la policía francesa
(Imagen: Twitter / Legionarios de Cristo)

El ex embajador del papa Francisco en Francia, Luigi Ventura, será juzgado por agresión sexual en París en noviembre de este año luego ser acusado por cuatro hombres.

También te recomendamos: El Papa Francisco crea comisión para prevenir el abuso sexual en la Iglesia Católica

Luigi Ventura, un arzobispo nacido en Italia, fue despojado de su inmunidad diplomática por el Vaticano en julio pasado después de ser interrogado por la policía francesa, y renunció en diciembre cuando alcanzó el límite de edad de 75 años para su puesto.

Su juicio comenzará el 10 de noviembre, dijo el jueves 23 de julio la fiscalía de París.

“Eestará presente”, dijo el abogado de Luigi Ventura, Bertrand Ollivier. “Asistirá a la audiencia para defender su honor e inocencia”. (Vía: AFP)

Para las presuntas víctimas, la decisión de llevar a Ventura a juicio fue una “victoria”, dijo Jade Dousselin, abogado de uno de los demandantes.

Luigi Ventura es un ex enviado del Papa (Imagen: Twitter / Fred Álvarez Palafox)

La decisión “valida lo que hemos estado diciendo todo el tiempo y refuerza a las víctimas en su decisión de presentar sus reclamos para que su impunidad no pueda continuar”, dijo. (Vía: AFP)

Se abrió una investigación después de que el municipio de París alertó a los fiscales sobre una queja de un joven empleado de que Luigi Ventura lo había tocado repetidamente, —supuestamente le acarició las nalgas—, en una ceremonia diplomática en enero del año pasado.

Más tarde se le unieron otros dos hombres con quejas similares que datan de 2018, y luego se sumó un cuarto. (Vía: AFP)

También se presentó una queja en Ottawa por un hombre que hizo acusaciones similares sobre un incidente en 2008, mientras Luigi Ventura servía en Canadá.

Como diplomático de carrera, Ventura sirvió en Brasil, Bolivia y Gran Bretaña antes de ser nombrado nuncio y enviado a Costa de Marfil, Burkina Faso y Níger, Chile y luego Canadá.

La Iglesia Católica ha estado luchando contra una ola de acusaciones que detallan décadas de asalto sexual y abuso por parte de clérigos, principalmente relacionados con menores.

Las denuncias de presuntas agresiones sexuales por parte de hombres adultos son poco frecuentes. El Papa Francisco ha prometido enfrentar los delitos penales en las filas de la Iglesia.

Un informe en junio dijo que al menos 3 mil  niños habían sido víctimas de abuso sexual en la Iglesia Católica francesa desde 1950. (Vía: AFP)

En el caso más reciente de alto perfil, el sacerdote católico destituido Bernard Preynat recibió una pena de prisión de cinco años por abusar sexualmente de boy scouts bajo su cuidado hace varias décadas.

Con información de AFP