En París la Iglesia aceptará diezmo con tarjeta

Todas las actividades se actualizan acordes a la tecnología, se quiera o no, se espere o no. Sin embargo hay actividades que difícilmente uno relaciona con los chips y el código binario: al ocuparse del espíritu, se asumiría que poco tiene que la Iglesia poco puede esperar de la tecnología. Con todo, ahora en París se puede pagar el diezmo con tarjeta.

“El dispositivo permite realizar donaciones de hasta diez euros”.

Porque el dinero no tiene alma y la Iglesia no paga las cuentas con bendiciones, ahora la recolección de la misa también puede hacerse con tarjeta. Depositado en una canasta (para no romper con la tradición), el dispositivo permite hacer donaciones de hasta diez euros.

Sus promotores aseguran que es tan cómodo y discreto como la donación en efectivo. Y no es que a Dios le molesten la recolección de monedas, pero en países donde el efectivo pierde terreno más vale actualizar los métodos de pago.

Las donaciones de los feligreses suelen representar un porcentaje importante del presupuesto de las congregaciones. De ahí que esta medida de la diócesis de París incluso de la impresión de llegar tarde.

¿Podría instaurarse un sistema semejante en México a corto plazo?

No es la primera vez que una congregación católica admite pagos con tarjeta durante las misas pero sí es la primera vez que se busque hacer de esta opción una costumbre. En anteriores ocasiones se había tratado de experimentos que no pasaron de una prueba.

¿Se podría instaurar un método semejante en México? ¿Se imaginan donando así en la Catedral? La verdad, adelantamos que podría ser complejo para muchos feligreses, ricos o pobres. Por ejemplo, el crimen organizado gusta de hacer generosas donaciones, donaciones difíciles de realizar por medio de una cuenta bancaria. Aquí es más popular el efectivo.

Con información de ABC

ANUNCIO