Liberan a presunto asesino de Viridiana Flores

Hace seis años, Viridiana Flores Ramírez de 21 años fue asesinada en San Cristóbal de las Casas. El presunto asesino, Fernando Rosales Toledano, fue absuelto hoy por una jueza del estado de Chiapas. Rosales Toledano era Secretario Particular del Senador del Partido Verde, Luis Armando Melgar.

Los feminicidios en México no se resuelven por estas 8 razones

Rosales Toledano habría asesinado a su expareja de 25 puñaladas en un hotel de San Cristóbal y arrojado el cuerpo en el kilómetro 23 de la autopista Tuxtla-San Cristóbal. Ambos tenían un hijo de siete meses que ahora está bajo el cuidado de sus abuelos maternos. (Vía: Cuarto Poder Chiapas)

De acuerdo con una nota de Proceso en 2013, la relación entre Viridiana y el presunto feminicida terminó porque él la maltrataba, según señalaron los padres. Además le reclamaba constantemente que hubiera registrado a su hijo sin sus apellidos.

Este martes por la mañana, los padres de Viridiana, Juan Carlos Flores y Guadalupe Ramírez, ofrecieron una conferencia de prensa en la que lamentan que la jueza Isabel Álvarez haya dictado una sentencia absolutoria a Rosales Toledano. El presunto feminicida había sido detenido en 2013 y recluido en el penal de El Amate, donde permaneció durante casi cinco años (Vía: Ultimátum Chiapas)

“Esta sentencia deja a esta persona libre de toda culpa y a nosotros doblemente victimizados: la primera por la muerte de nuestra hija y ahora por dejar en libertad al asesino confeso. Estamos exigiendo que se investigue lo que ocurrió, porque a nosotros no nos han informado de manera oficial”, señaló Juan Carlos Flores.

“Estoy indignado, dolido, no tengo palabras para describir lo que la justicia acaba de hacer […] Yo esperaba la pena máxima, ni siquiera una intermedia ni la mínima, que realmente lo castigaran como debía de ser, pero dejarlo absuelto del delito… él sale con todos sus derechos ciudadanos para integrarse a la sociedad”.

En la conferencia de prensa, los padres de Viridiana denunciaron las amenazas que recibieron poco después de la liberación del presunto asesino, en las que se les exige abandonar el caso “por el bien de su familia y del niño”. No obstante, anunciaron que apelarán la decisión de la jueza y, en caso de ser rechazada, acudirán a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. (Vía: Vórtice Chiapas)

Por: Redacción PA.