Exigen auditorías a universidades, UNAM dice que son bots

Exigen auditorías a universidades, UNAM dice que son bots

El recorte al presupuesto de las universidades públicas generó una discusión… nueva (para algunos) y extenuante (para otros): que las universidades, esas que estaban reclamando el recorte de su presupuesto, transparentaran la administración y etiquetado del mismo.

Si bien, ya López Obrador ya dijo en su conferencia de prensa matutina que el recorte presupuestal se trató de un “error” que se corregiría, eso no frenó las exigencias de auditar públicamente y a través de un organismo independiente los gastos, al menos, de la UNAM.

Recorte a universidades fue un error: AMLO

La única universidad que, hasta el momento, ha respondido la exigencia de una auditoría, es la UNAM. Pero quizá no lo hizo de la mejor manera.

Una vez que se hizo Trending Topic el hashtag #AuditoríaALasUniversidades, la UNAM lanzó un breve comunicado a través de sus redes sociales en el que decía que la exigencia era promovida por bots y que la universidad fue la primera en presentar “estados financieros auditados a la Cámara de Diputados” año con año desde 1998.

Comunicado de la UNAM respondiendo a exigencia de auditoría
Comunicado de la UNAM respondiendo a exigencia de auditoría

A las pocas horas, luego de reunirse con la Junta de Coordinación Política de San Lázaro como parte de la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior (ANUIES), el rector de la UNAM, Enrique Graue Wiechers y el director del IPN, Mario Alberto Rodríguez Casas, anunciaron que regresarían parte de su salario a partir de enero del 2019.

Rodríguez Casas es el director de una institución educativa que gana más dinero; su sueldo rebasa por mucho al del presidente, con 191 mil 843 pesos mensuales, y de cerca le sigue el rector de la UNAM, que gana 177 mil 868 pesos. (Vía: Reporte Índigo)

Sueldo de los rectores de universidades públicas
Sueldo de los rectores de universidades públicas. (Imagen: El Universal)

Sin embargo, no ha habido una respuesta clara sobre la exigencia de auditorías públicas por organismos autónomos.

Si bien es cierto lo que comunicó la UNAM sobre su data pública, lo que alumnos y usuarios de redes sociales han descubierto en sus reportes de egresos son, cuando menos, preocupantes: lámparas de 14 mil pesos, bases de micrófonos de 11 mil 600 y radios de ocho mil pesos.

Comparativa entre datos de la UNAM y Amazon en radios unidireccionales
Comparativa entre datos de la UNAM y Amazon en radios unidireccionales (Vía: Derechos Estudiantiles UNAM)

Las exigencias de auditorías se suman a investigaciones periodísticas de gran calado, como la que hiciera Animal Político en 2017, la Estafa Maestra, donde se registró, a través de los informes de la Auditoría Superior de la Federación, cómo dependencias federales triangulaban recursos a través de universidades estatales.

Alumnos de otras universidades también se unieron a la exigencia: la BUAP, de Puebla, la UAQ, de Querétaro, y la Autónoma de Colima son unas de las muchas universidades de las que los alumnos exigen auditorías. (Vía: MTP Noticias)

Animal Político revela el fraude del sexenio: gobierno federal desvió más de 7 mil mdp

Trabajadores y “beneficiados” de programas universitarios constantemente han reclamado la falta de pagos de salarios y becas y la respuesta de las universidades estatales siempre ha sido que se debe a problemas “con el presupuesto”.

A un año de ganar el Premio Nacional de Ensayo, UABJO sigue sin pagarle

El presupuesto de la UNAM para el 2018 fue de 43 mil 196 millones de pesos. Cualquier discusión sobre éste es complejo y lleva entrecruzados temas políticos, sociales y educativos que superan, por mucho, un simple posicionamiento “a favor” o en contra de la Universidad o del nuevo gobierno.

¿Una auditoría externa sería una solución mágica a los problemas de las universidades públicas?, ¿se puede justificar el recorte presupuestal sin revisar, antes, los gastos injustificables en las universidades?