¿Qué es el adultocentrismo y cómo afecta el desarrollo de las niñas y niños?

¿Alguien quiere pensar en los niños?
¿Qué es el adultocentrismo y cómo afecta a los menores de edad? (Imagen: Pixabay)

Desde 1942 celebramos el Día de la niña y el niño. Se espera que con cada año los menores de edad tengan condiciones mas dignas de vida. Sin embargo, la infancia mexicana enfrenta violencia psicológica, sexual y económica. Aunado a esos problemas estructurales se encuentra el adultocentrismo. ¿Sabes qué es y como afecta a los menores de edad?

En México la infancia enfrenta un panorama muy violento. Según OCDE somos el primer lugar en  abuso sexual infantil. Uno de los años más violentos para los menores fue el 2019. Se presentaron tres mil 36 denuncias por violación y abuso sexual.  Durante la pandemia de Covid-19 aumentaron las denuncias por abuso sexual y creación de pornografía infantil. Aunado a ello, los menores tuvieron que convivir con sus agresores.  Cerca de 30 mil niños tendrían que trabajar por el impacto económico del coronavirus. Además de estos problemas estructurales, las niñas y los niños enfrentan otro tipo de violencia: el adultocentrismo.

¿Qué es el adultocentrismo?

Como sabemos, las normas y convenciones sociales fueron implementadas por adultos. De manera que, la mayor parte de los espacios tanto simbólicos como culturales están pensados para prácticas recreativas, sociales y educativas para mayores de edad. Consecuentemente, se suele ignorar las necesidades y deseos de los menores.

Los adultos ignoran las necesidades de los menores de edad. (Imagen: Pixabay)

El Gobierno de México ha denominado como conductas adultocentristas las siguientes:

  • Olvidar que los niños y adolescentes tienen los mismos derechos
  • Minimizan las ideas y propuestas de las niñas y niños
  • Descalifican sus necesidades y sentimientos
  • No los escuchan, ni les permiten expresarse
  • Normalizan las violencias o consideran que son parte de su educación
  • Consideran que sus derechos están condicionados a cumplir con una obligacion. Señala GobMx.

Cuando no se atienden las necesidades emocionales y psicológicas de los menores de edad, estos desarrollan conductas antisociales o nocivas. Consecuentemente, los padres recurren a la violencia física y psicológica para “educarlos”. Diversos estudios han señalado que los niños corregidos a golpes se vuelven agresivos. Estos menores corren más riesgo a las adicciones como el alcohol y las drogas. Tampoco desarrollan inteligencia y responsabilidad emocional.

¿Cómo criar con respeto?

Para eliminar el adultocentrismo es necesario entender que los adultos no son la medida de la sociedad. En este sentido, los niños son personas en desarrollo. Por tanto tienen necesidades que deben ser atendidas. También tienen opiniones válidas y que de escucharlas nos permitirían relacionarnos de manera más adecuada con ellos. Desde la perspectiva feminista se habla de la crianza sin género. Mediante ésta se prioriza una comunicación clara y adecuada con los menores de edad.

Los adultos no son el centro de la sociedad. (Imagen: Pixabay)

Durante la infancia es muy importante eliminar los patrones de género. Es decir limitar sus actividades, gustos o intereses sólo porque sean niñas o niños. Permitirles expresarse sobre sus emociones y sobre las dinámicas tanto en el hogar como en la escuela. De esa manera, aprenderán a relacionarse de manera adecuada con otras personas.

Tomar en cuenta sus emociones y sentimientos les dará inteligencia emocional. Es importante entender que los niños necesitan límites, pero estos deben ser impuestos sin violencia. La mejor manera de celebrar el Día de la niña y el niño es tomarlos en cuenta. 

***

Sigue la discusión masiva en nuestro canal de YouTube

Publicidad