Protesta en Chihuahua dejó un saldo de 100 personas detenidas

Este 22 de junio, mientras manifestantes realizaban una proteste frente al Palacio de Gobierno de Chihuahua, un grupo no identificado provocó una serie de actos violentos
protesta

Este 22 de junio, mientras manifestantes convocados por la organización Unión Ciudadana, realizaban una protesta frente al Palacio de Gobierno del estado de Chihuahua (en exigencia de la renuncia de César Duarte Jáquez, gobernador de dicho estado), un grupo no identificado realizó una serie de actos violentos que llevaron a la aprehensión de 100 personas. 

Esta manifestación fue convocada por el diputado panista Rogelio Loya, y por la organización Unión Ciudadana, la cual es encabezada por el activista Jaime García Chávez. Si bien en un inicio un centenar de asistentes expresaba su repudio a través de consignas como “fuera Duarte”, cuando el líder de esta organización comenzó su discurso, encapuchados empezaron a violentar el edificio, lanzando piedras en dirección a las ventanas; al tiempo que un grupo no identificado buscaba derrumbar –y quemar– la puerta del Palacio.

Cabe destacar que este Palacio de Gobierno es considerado patrimonio histórico cultural por parte del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).

Como respuesta a estos actos, elementos policiacos lanzaron gas lacrimógeno con la intención de dispersar a los manifestantes. Paralelamente, los empleados del gobierno que permanecían en el Palacio fueron desalojados por la puerta trasera.

Javier Corral, actual presidente electo de Chihuahua, rechazó su participación en estos eventos. No obstante, sí denunció la presencia de infiltrados:

“Los disturbios de ayer se generaron a partir de un grupo de infiltrados del gobierno de Chihuahua, que ya están debidamente identificados en varios de los videos que circulan en las redes sociales (…). Es claro que hay un operativo de filtración”. (Vía El universal)

Como prueba de lo anterior, algunos videos que circularon por redes sociales mostraron cómo  jóvenes encapuchados bajaban de unas camionetas e inmediatamente después se infiltraban en la protesta.

Al respecto, igualmente Javier Corral se manifestó en contra de este tipo de acciones, propias del gobierno de César Duarte, que tienen como finalidad “tronar” las protestas sociales. (Vía El Universal)

Según información del Diario de Juárez, el saldo de estos disturbios fue de 100 personas detenidas, 18 policías heridos, tres patrullas vandalizadas y cuatro armas de fuego robadas.