Piden víveres para abuelito de 94 años que trabaja 12 horas cortando caña en Veracruz

Trabaja sin zapatos y vive en una casa de lámina sin piso.
Don Goyo en el corte de caña/Imagen: Karla Patricia Obil Mayoral (Facebook)

En los últimas días surgió en redes sociales la historia de Don Goyo , se trata de un abuelito de 94 años que tiene que trabajar jornadas de 12 horas en el corte de caña en Veracruz. El hombre labora sin zapatos, encorvado, con una caña que le sirve de bastón y un machete. Los usuarios se unieron para ayudar al adulto mayor que vive solo.

El abuelito vive en una casa de láminas sin piso que construyó con desechos, la cual se ubica en la calle Miguel Hidalgo y Reforma de la Colonia López Portillo en el municipio de Ángel R. Cabada, Veracruz. Karla Patricia Obil Mayoral cuenta que un día acompañó a su madre a supervisar los corte de caña, vio salir a Don Goyo de los cañales y se sorprendió.

“El señor salió “caminando poco a poquito, todo encorvado y usando una caña de bastón. De lejos se veía el cansancio de los años y mi primera reacción fue pensar: ¿cómo es posible que un señor de tan avanzada edad tenga todavía que seguir trabajando?”.

Don Goyo se realizó estudios médicos/Imagen: Karla Patricia Obil Mayoral (Facebook)

Es por ello que Karla publicó el caso en varios grupos de Facebook, pidiendo ayuda o recaudar víveres para llevárselos al hombre que dijo llamarse Gregorio, vive solo y sus hijos lo abandonaron.

“Me dijo que sus hijos viven muy lejos y ninguno lo visita. Al decirme eso sus ojos se llenaron de lágrimas y mi corazón sintió mucha tristeza”, escribió Karla Patricia.

La joven cuenta que le pidió su dirección y días después lo visitó para dejarle algunos víveres. Se percató que su casa no tiene piso y ni una cama para poder dormir.

“El señor no cuenta con luz eléctrica, no tiene nada en su casa y duerme en una hamaca, si es que así se le puede llamar. Lo más triste es que he recibido bien poquito ayuda”, concluyó la joven”.

La gente se ha sumado para ayudar, primero con víveres, después limpiaron y pintaron la casa.

Con información de Karla Patricia Obil Mayoral/Facebook.

***

Continúa la discusión masiva en nuestro canal de YouTube.

Publicidad