Se frena en el Senado cancelación del fuero constitucional

Aunque la minuta para la eliminación del fuero fue apoya en San Lázaro por la bancada del PRI, en el Senado esa misma bancada está haciendo hasta lo imposible por frenar su votación en el Pleno. Y, hasta el momento, lo está logrando.

El día de ayer, 26 de abril, las comisiones unidas de Puntos Constitucionales, Gobernación, Justicia, de Reforma del Estado y la de Estudios Legislativos estuvieron debatiendo por más de siete horas la minuta enviada por San Lázaro pero no se logró llegar a ningún acuerdo. (Vía: El Financiero)

Ante ello, acordaron crear un “grupo técnico” que revisará la propuesta de los diputados y enviará otra propuesta para que, esta sí, pueda ser votada… según esto:

Convocamos a que el grupo de trabajo empiece de inmediato, nos entregue a la brevedad (la propuesta), nos declaramos en sesión permanente y convocamos de nueva cuenta“, dijo el presidente de la Comisión de Puntos Constitucionales, Enrique Burgos. (Vía: Reforma)

Este grupo técnico hará cambios a la minuta de San Lázaro, por lo que tendría que ser enviada de vuelta para que allá también se aprueben esas modificaciones. El problema es que el periodo ordinario de sesiones termina el 30 de abril, por lo que es casi imposible que esta legislatura apruebe la eliminación del fuero.

Juan Romero Tenorios, el único diputado que votó en contra de la eliminación del fuero en el Senado, explicó en entrevista telefónica a Plumas Atómicas que la presión legislativa para aprobarla era una medida electoral y que, por lo mismo, no iba a ser aprobada en este periodo de sesiones.

En medio del debate en el recinto de Reforma, senadores del PAN buscaban que se aprobara la eliminación del fueron ‘tal como venía’ de los diputados; pero sin tomar aire para considerar lo cínico del comentario, la bancada priísta decidió que ‘tenían la responsabilidad ética y legal de analizarla, mejorarla y realizar cambios’.

No, no es broma, eso dijo el priísta José María Tapia: “Tenemos la obligación jurídica, constitucional y legislativamente, de revisarla, adecuarla y modificarla en su caso, sin perder de vista cuál es el fondo del asunto. No es el propósito regresarla a Cámara de Diputados para que se quede estacionada” (Vía: Reforma)

Hay preguntas serias y difíciles que hacernos respecto al fuero y su eliminación, más cuando la gobernabilidad del país está en juego; pero la exhibición cínica de los cálculos electorales es otra cosa completamente diferente.