Chilpancingo vive toque de queda, balaceras y levantones… Vocero de Seguridad lo niega

La noche del martes 6 de junio, los habitantes de las colonias Ignacio Manuel Altamirano, San José, Pino Suárez y CNOP Sección C de Chilpancingo, la capital del estado de Guerrero, se vieron en medio de un toque de queda impuesto por “bandas del crimen organizado”.

A partir de las 9 de la noche, reportaron los vecinos, se registraron balaceras e incendios; además, reportaron que en varios puntos de acceso se levantaron retenes, donde eran registrados ellos y sus vehículos. Se sospecha de, por lo menos, 11 “levantones” a lo largo de la noche. (Vía: Sin Embargo)

Un día antes, cinco cabezas humanas fueron halladas en varios puntos de la capital, algunas cerca de hospitales e instalaciones de gobierno y de Seguridad Pública. (Vía: Milenio)

Por lo menos dos bandas (el Cartel del Sur y Los Rojos) han estado luchando por la plaza de Chilpancingo desde hace ya varias semanas, en colonias aledañas a las mencionadas, se reporta que desde el domingo estos mismos grupos alzaron retenes y puntos de detención sin que la policía municipal, estatal o federal hicieran nada (a pesar de que una de las bases centrales de la policía de Chilpancingo está a un par de cuadras).

https://twitter.com/adn40mx/status/872782076008779777

El vocero de Seguridad de Guerrero, Roberto Álvarez Heredia, culpó la situación ocurrida la noche del martes a “décadas de descuido”, pero, dijo, “el gobernador Héctor Astudillo emprende una lucha día a día contra la delincuencia”. Sin embargo, no fue sino hasta la mañana del miércoles cuando el Ejército y la policía estatal implementaron un operativo de respuesta.

“Los Rojos”, quienes se llaman a sí mismos “Los Jefes”, uno de los grupos señalados como responsables del sitio, lanzaron un comunicado vía redes sociales:

“Este es un comunicado para la ciudadanía de Chilpancingo, ya que el día de ayer (el martes) se vivieron echos violentos de los cuales nos deslindamos total mente del terror q vivieron dond fueron rafagueadas casas autos insendiados de las cuales no tienen nada que ver con nosotros como es costumbre que los sicarios del cartel del sur almando de Isacc Celis Navarrete matar gente inosente entre eyas mujeres y niños gente de la tercera edad y diacapasitados solo para aterrorisar a la ciudad y culpar a otros carteles. nosotros traemos la lista muy clara nadie se va escapar savemos perfectamente akien matar y kienes colaboran para el cartel.del.sur sin nesecidad de dañar a la ciudad lo tienen claro les vasmos aseguir matando gente” (Vía: El Sur)

Mientras que los vecinos de Chilpancingo viven día a día los enfrentamientos entre cárteles y bandas criminales, ¿cuál es el plan que tiene el gobierno federal y del estado? ¿desgastar?, ¿esperar que alguien sobreviva?

ANUNCIO