La Iglesia de Suecia tiene más sacerdotisas que curas

Y aún así se les paga menos que a los hombres
(Imagen: Virtue Online)

Por primera vez en la historia, las sacerdotisas suecas superan en número a sus homólogos masculinos, sesenta años después de que se les permitiera ponerse el collar clerical, informó la Iglesia de Suecia.

También te recomendamos: Fundamentalismo Evangélico en América Latina: ¿la nueva tendencia política?

De los tres mil 060 sacerdotes que actualmente sirven en Suecia, mil 533 son mujeres, o el 50-1 por ciento, según Cristina Grenholm, secretaria de la Iglesia de Suecia.

“Desde una perspectiva histórica, esta paridad ocurrió más rápido de lo que imaginábamos anteriormente. Un informe de 1990 estimó que las mujeres serían la mitad del clero total en 2090. Y tomó treinta años”, dijo Grenholm. (Vía: The Guardian)

Suecia es una país de religión protestante y que permita que las mujeres se ordenen (Imagen: Wikicommons)

A diferencia de la Iglesia Católica, la Iglesia Luterana de Suecia ha permitido sacerdotisas desde 1958 y ordenó por primera vez a tres mujeres en 1960.

En 1982, el parlamento sueco también eliminó una “cláusula de conciencia” que permitía a los miembros del clero negarse a cooperar con una colega.

Las mujeres han estado representadas en los cursos de teología, especialmente desde la separación de la iglesia y el estado en el año 2000, y representaron el 70 por ciento de los que se capacitaron para la ordenación en un estudio en 2013.

(Imagen: Test Everything)

“Muchas parroquias durante el servicio dominical intentan tener un hombre y una mujer en el altar”, dijo Grenholm. (Vía: The Guardian)

“Dado que creemos que Dios creó a los seres humanos, tanto hombres como mujeres, a imagen de Dios, es esencial que no sólo hablemos al respecto, sino que también se muestre”, agregó. (Vía: The Guardian)

Sin embargo, hay una brecha salarial entre los pastores hombres y mujeres, con un promedio de 2 mil 200 coronas suecas (215 euros) por mes, según el periódico de la iglesia Kyrkans Tidning. Grenholm dijo que esto se debió a que más hombres estaban en posiciones más altas de autoridad.

En Suecia, los ministros de la Iglesia de Suecia tienen el título de sacerdote, mientras que los que sirven en parroquias fuera de la antigua Iglesia del Estado se denominan pastores.

Con información de The Guardian