Señor teje muñecas con vitíligo para ayudar a niños con esa condición a aceptarse

Empezó a tejerlas por su nieta, pero Joao pronto se dio cuenta de que podrían ayudarle a miles de niños con su misma condición
Señor teje muñecas con vitiligo para ayudar a niños con esa condición a aceptarse. (Imagen:Twitter)

Joao Stanganelli es un hombre brasileño de 64 años que intenta acabar con los prejuicios acerca del vitíligo. Este señor teje muñecas con esta enfermedad cutánea para visibilizarla.

Según el Consejo de Salubridad General el vitíligo es:

Un trastorno adquirido de la piel caracterizado por manchas blancas en la piel (despigmentación), causada por la pérdida del funcionamiento de los melanocitos. El pelo y rara vez los ojos también pueden perder el color. Las manchas de vitiligo pueden aparecer en cualquier parte de la piel, pero por lo común suelen ser alrededor de los orificios, los genitales o zonas expuestas al sol como la cara y las manos. La enfermedad se clasifica de acuerdo  su alcance y distribución, y se puede subdividir en generalizado o localizado”. (Vía: Gobierno Federal)

Esta enfermedad cutánea no tiene cura aunque existen ciertos tratamientos que intentan aminorar la apariencia desigual de la pigmentación de la piel.

Muleca con vitiligo. (Imagen:Twitter)

Estos tratamientos consisten en fotoquimioterapia, tratamientos orales, soluciones despigmentantes.

Sin embargo, puede que estos no le den los resultados deseados a las personas que los llevan a cabo. Desafortunadamente existen diversos prejuicios y mitos sobre el vitíligo.

Combatir estos estigmas ayudaría a las personas con vitíligo a sobrellevar los problemas de autoestima que esta enfermedad puede traer consigo.

Joao Stanganelli comenzó tejiendo muñecas para su pequeña nieta, poco después se dio cuenta de que sus creaciones podrían ayudar a los niños con vitíligo.

“Fue así que Jao Stanganelli creó a Vitilinda, una muñeca incluyente, con pequeñas manchas en el rostro, piernas y brazos, que representan a las niñas que padecen vitíligo”. (Vía: Milenio)

Su iniciativa no se quedó allí, pues pensó que podría representar mediante las muñecas otras enfermedades y condiciones como la alopecia, psoriasis o dermatitis atópica.

“Las manchas que tengo son hermosas, lo que más duele, en realidad, son las manchas en el carácter de las personas“. (Vía: Milenio)

Las muñecas han tenido gran aceptación en el mercado, por lo que Joao ahora puede mantenerse mediante su creación.

Mediante el juego y los juguetes, los niños recrean la realidad en la que viven, por ello, el que existan juguetes incluyentes o que por lo menos se desvíen del canon de la belleza tanto femenina como masculina, refuerza la seguridad y autoestima en ellos.

¿No sería adecuado que los niños aprendieran desde temprana edad a amarse incondicionalmente?

Con información de Milenio