¿No ha terminado? EI amenaza Canadá, EE.UU., Australia y Bélgica

En un video supuestamente producido por el EI, se amenaza a Estados Unidos, Bélgica, Australia y Canadá. Todo esto porque estos países tienen aeronaves sobrevolando territorio controlado por el EI.

Los atentados del pasado 13 de noviembre en París no serán un hecho aislado, afirman supuestos integrantes del grupo terrorista identificado como Estado Islámico (EI). Según un video distribuido por presuntos miembros de la organización, también están en la mira Canadá, Estados Unidos, Australia y Bélgica.

Los atentados en París han convocado una ola de nerviosismo entre los habitantes de varios países de primer mundo. Esta paranoia ha sido alimentada por un video supuestamente producido por la filial del EI en Kirkuk, Irak (hasta hace unas horas estaba activo, pero al momento de ser redactada esta nota ha sido retirado de YouTube).

En él, un grupo de jóvenes identificados como miembros del EI muestran su reacción después de los ataques a París. “Ya era hora”, afirmaron. También amenazaron a otros países:

“Les digo a los países de la coalición (liderada por Estados Unidos) que no vivirán seguros hasta que los musulmanes vivan seguros en sus países”

Se refieren específicamente a Canadá, Australia, Bélgica y Estados Unidos. Las consecuencias, según estos supuestos terroristas, caerán sobre sus territorios si no dejan de sobrevolar los territorios controlados por el EI. Asimismo, amenazan a todo aquel que “no deje vivir a los musulmanes en paz”.

No se puede verificar la autenticidad de este video, por lo que no hay manera de saber qué tan en serio se deben tomar estas amenazas. Lo cierto es que después del atentado en Francia, no pueden pasar desapercibidas.

Foto: Bird Eye

El director de la CIA, John Brennan, aseguró que su país se está preparando para posibles intentos de ataque. Afirmó, además, que lo ocurrido en París no es “una sorpresa” dadas las amenazas que el grupo había hecho previamente sobre varias potencias occidentales.

Estamos seguro que esto no es lo último que escucharemos sobre este caso, aún habrá noticias al respecto. Si los ataque no son una sorpresa, es razonable pensar que será posible evitarlos. Al menos eso esperamos.