Gina Haspel, torturadora en cárceles clandestinas, es nombrada directora de la CIA

El Senado estadounidense confirmó la designación de Gina Haspel como directora de la CIA, siendo así la primera mujer en ocupar el cargo, a pesar de las múltiples quejas por las acusaciones de tortura que pesan sobre ella. (Vía: Vox)

Haspel trabajó más de 30 años como agente encubierta (así como la agente Romanov, solo que esta no es de ficción y da más miedo). Se le vincula directamente con los procesos de tortura contra sospechosos de terrorismo tras el atentado del 11 de septiembre.

Se realizaron varias audiencias para que fuera aceptada como directora de la CIA o no, después de la designación directa y pública de Donald Trump. En ellas se cuestionó siempre su papel como torturadora, lo que ella nunca negó y hasta se comprometió a no torturar jamás en el futuro:

No permitiría a la CIA llevar a cabo ninguna actividad inmoral, incluso si fuera técnicamente legal, no lo permitiría. La CIA debe emprender actividades coherentes con los valores estadounidenses. Bajo ninguna circunstancia”. (Vía: El País)

Sin embargo, fue elegida con 54 votos de los 100 disponibles en el senado. Todo esto, claro, porque los Republicanos ostentan actualmente 51 de las senadurías y, además, que 6 Demócratas también se pronunciaron a su favor.

John McCain, senador de Arizona, e importante figura republicana, también se pronunció en contra de Haspel, pues a pesar de su labor patriótico y su responsabilidad en materia de seguridad, las acusaciones de tortura son para él suficientes para que no se le entregue el control de esta institución.

[Traducción] “Creo que Gina Haspel es una patriota que ama nuestro país y ha dedicado su vida profesional al servicio y la defensa [de Estados Unidos]. Sin embargo, su papel en la aplicación de tortura es espantoso y su negación a aceptar estas torturas es inmoral y descalificante

El partido demócrata y muchas asociaciones civiles buscaron tumbar su postulación, pero esto no sucedió. Contaba con el apoyo del presidente, así como del partido que la representa con la mayoría en el congreso.

En 2014, la CIA se vio envuelta en controversia al ser presentado un reporte de torturas y protocolos para la aplicación de las mismas. Tras esto, la agencia tuvo que comprometerse a realizar un cambio. (Vía: Al Jazeera)

Sin embargo, el uso y aplicación de dichos métodos siempre es de manera silenciosa. No existen pruebas de ello o de su inexistencia hasta que ya se han realizado. La designación de Haspel puede ser un paso atrás en el control del abuso de fuerza policial y de la defensa de los derechos humanos de sospechosos e interrogados en estos procesos.

Por: Redacción PA.