El PP gana la contienda: es fuerza mayoritaria en España

Ayer se llevaron a cabo elecciones generales en España, luego de que los resultados de las realizadas el 20D ( 20 de diciembre) fallaran en reflejar una fuerza mayoritaria y un rumbo político claro. La contienda de ayer no modifica mucho el panorama visto en diciembre del año pasado pero le da  mucho más presencia y poder al Partido Popular (PP). 

El Partido Popular (PP) del que es miembro el actual presidente, Mariano Rajoy, se vio reforzado en estas elecciones al pasar de haber obtenido 123 a 137 escaños en la cámara de diputados. No obstante, no alcanzó los 176 escaños fijados por el Congreso de los Diputados como mayoría absoluta, los cuales  son necesarios para ser envestido presidente. Esto implica que el PP se verá obligado a buscar una coalición con otro partido. 

La bandera con la que Rajoy ha defendido su gobierno es la económica; desde la crisis que sacudió a España en 2008, la economía creció 1.4% en 2014 y 3.2% en 2015. Eso no ha evitado que sea un país con una tasa de desempleo joven del 40%. Asimismo, el PP aprovechó la inestabilidad de la Unión Europea a partir de la reciente salida del Reino Unido, para proclamarse como un garante de estabilidad que mantendrá a España a flote.

Por su parte, el Partido Socialista Obrero Español (PSOE) se colocó como segunda fuerza más votada con 85 escaños. Por esto, no sería de extrañar que, aunque su líder Pedro Sánchez haya afirmado en reiteradas ocasiones que no estaría dispuesto a formar una coalición con el PP ni mucho menos asociarse con Mariano Rajoy, que cedan ante la posibilidad de gobernar el país.

Es de extrañar que una fuerza ciudadana de izquierda como Podemos, cuyo surgimiento llamó la atención de la gente alrededor del mundo, en esta elecciones viera mermada su influencia. A pesar de su pacto con Izquierda Unida (UI), el partido liderado por Pablo Iglesias no logró colocarse por encima del PSOE. Los sondeos y las encuestas previas a las elecciones apuntaban a lo contrario. Esta coalición sumó 71 escaños, por lo que será imposible que logren un pacto entre las izquierdas españolas.

Recordemos que Podemos es una iniciativa joven que creció inusitadamente desde su surgimiento en 2014 como respuesta a manifestaciones como el 15M. El partido de Iglesias, que hoy es la tercera fuerza más votada en España, no consiguió el objetivo de superar al PSOE pero ha logrado tener presencia en el Parlamento Europeo y logró a un buen número de representantes en el Congreso. No obstante, Pablo Iglesias declaró que no están satisfechos con los resultados y que son preocupantes el afianzamiento de la derecha.

La fuerza política más mermada de las elecciones fue Ciudadanos, partido de Albert Rivera, que obtuvo apenas 32 escaños, 8 menos que en las elecciones del 20D.

Esto deja las fichas del juego en la mesa de Pedro Sánchez; una coalición con el PP contradice todo lo que el líder de la centroizquierda española ha afirmado. Mientras que una coalición que con Unidos Podemos (Podemos e Izquierda Unida) lo obligaría a ajustar su agenda política a los proyectos que ha impulsado Iglesias, como el de ceder la posibilidad de un referéndum de independencia en Cataluña.