ANUNCIO

El hombre con el COVID ‘más largo del mundo’: pasó 300 días en el hospital

El fin de semana pasado pudo acompañar a sus hijos a la escuela
La historia del hombre COVID más enfermo del mundo: pasó un año internado en el hospital y se recuperó
Foto: BBC

Un hombre en el Reino Unido padeció lo que medios de comunicación describieron como el COVID-19 ‘más largo del mundo’, al pasar 300 días en el hospital.

El británico de 40 años fue internado en 2020 tras complicaciones por el virus. Sin embargo, dos años después superó el padecimiento, permitiéndole hacer una vida más normal.

Se informó que el hombre necesito oxígeno durante 300 días en su lucha contra el COVID-19.

La historia del hombre COVID más enfermo del mundo: pasó un año internado en el hospital y se recuperó

Foto: BBC

Pasó ocho meses en terapia intensiva. Luego fue enviado unos meses más a un cuarto del centro médico “Reina Elizabeth” en Woolwich, Inglaterra.

Entonces, según registros, es uno de los pacientes infectados de COVID-19 con la estadía más prolongada en un hospital local. Lo que sin duda no es algo que presumir.

Fue en Navidad de 2020, cuando el hombre comenzó a tener problemas respiratorios y fue internado por neumonía. Sin embargo, estaba en remisión de un cáncer linfático. De ahí su vulnerabilidad.

La historia del hombre COVID más enfermo del mundo: pasó un año internado en el hospital y se recuperó

Foto: BBC

El padre de familia estuvo en coma durante cinco semanas. Además, sufrió dos colapsos pulmonares que pusieron en riesgo su vida. Incluso avisaron a su esposa que lo desconectarían del respirador artificial.

Sin embargo, no fue necesario porque sobrevivió. Después le dieron alta médica. Ya en casa, comenzó con terapía física y motora debido a los meses que estuvo en cama.

“Luché hasta el final, quería volver a estar con mis hijos y mi esposa. Para ser honesto es un poco surrealista para mí. Me siento orgulloso de recuperar mi vida”, expresó el hombre.

La historia del hombre COVID más enfermo del mundo: pasó un año internado en el hospital y se recuperó

Foto: BBC

El taxista no estaba vacunado cuando se contagió de COVID-19. Y es que el proceso de aplicación recién estaba comenzando en Gran Bretaña. Ahora, ya tiene hasta el refuerzo.

“No hay que dejarse llevar por la información errónea y las teorías de conspiración, hay que recibir las vacunas”, recomendó el británico de 40 años.

Andrew recibió su alta médica 300 días después de ser internado. Pasó sus últimos días aprendiendo a caminar y hablar, tras la traqueotomía. Sin embargo, poco a poco está desarrollando su vida con normalidad, documentó la BBC

***

Sigue la discusión masiva en nuestro canal de YouTube.

ANUNCIO
ANUNCIO