Es oficial: Calibri ya destronó al primer ministro de Paquistán

El primer ministro de Paquistán ha sido obligado a renunciar al cargo gracias a un escándalo de corrupción donde la prueba clave fue la tipografía Calibri. 

Nawaz Sharif fue obligado a entregar su renuncia hoy tras comprobarse que aprovechó su poder como gobernante para su propio beneficio y posterior enriquecimiento. Sharif había estado en el ojo del huracán desde los Panamá Papers que lo vinculaban con al menos ocho empresas offshore.

Esto lo llevó a un juicio que estuvo a punto de ganar y que se volteó en su contra por falsificación. Aunque al principio se habían desestimado las pruebas en su contra, el juicio se reabrió cuando se comprobó que entregó pruebas fraudulentas. (Vía: BBC)

Un grupo de expertos financieros convocados por el poder judicial de Paquistán encontró que la prueba crucial que la familia Sharif había entregado para comprobar su inocencia era un documento en la fuente Calibri pero estaba fechado en 2006. ¿Cómo podía ser eso posible si la fuente Calibri se hizo pública hasta el 2007? 

Lee aquí la historia completa de cómo la fuente Calibri destronó a Paquistán

El caso de falsificación descubierto por la fuente Calibri llevó a que se reabriera el juicio; y de paso los paquistaníes empezaron a bromear con que la tipografía predeterminada de Microsoft fuera su nueva tipografía nacional. En redes sociales este incidente, tan cómico como inaudito, fue ampliamente conocido como el FontGate.

Hoy se ha entregado el veredicto de un juicio donde Sharif no ha pudo explicar la enorme disparidad entre su fortuna y sus fuentes de ingreso. De ahí su obligada renuncia.

Este es el segundo caso a nivel mundial de un primer ministro que renuncia al cargo por culpa de los Panamá Papers. El primer caso fue el del primer ministro de Islandia. Sin embargo, la oleada de juicios descubiertos por los Panamá Papers aún no ha terminado. (Vía: Bloomberg)

Por supuesto, la moraleja de esta historia es que cuiden en la fuente de sus documentos. Larga vida a Calibri.