Niña encontró perturbador mensaje en tarjeta navideña fabricada en China

"Somos prisioneros extranjeros... Ayúdenos y avisen a una organización de derechos humanos"
(Imagen: PA)

“Somos prisioneros extranjeros… Ayúdenos y avisen a una organización de derechos humanos”. Una niña seis años descubrió este escalofriante mensaje de los presos de una prisión china garabateada dentro de una tarjeta navideña.

También te recomendamos: República del Congo, niños mineros en condiciones de esclavitud

La súplica desgarradora fue encontrada por Florence Widdicombe, una pequeña de Tooting, al sur de Londres, cuando abrió la tarjeta con un gatito en un sombrero de Santa.

La nota iba dirigida al ex recluso y periodista Peter Humphrey, quien estuvo recluido en la prisión durante dos años cuando molestó a las autoridades mientras trabajaba en Shanghai como investigador de un fraude corporativo.

“Somos prisioneros extranjeros… Ayúdenos y avisen a una organización de derechos humanos”.(Imagen: PA)

“Mis actividades molestaron al gobierno chino”, escribió, “que nos encarceló a mí y a mi esposa estadounidense, Yu Yingzeng, por cargos falsos que nunca se escucharon en el tribunal”. (Vía: Sunday Times)

El mensaje, que proviene de prisioneros extranjeros en la prisión Qingpu de Shanghái, dice que se vieron obligados a trabajar en contra de su voluntad y pide urgentemente ayuda de las organizaciones de derechos humanos.

El padre de la niña londinense, Ben Widdicombe, dijo que la familia al principio pensó que el mensaje era una broma.

“Al reflexionar, nos dimos cuenta de que en realidad era algo bastante serio”, dijo Widdicombe. “Así que me sentí muy sorprendido, pero también la responsabilidad de pasárselo a Peter Humphrey como el autor me lo pidió”. (Vía: Sunday Times)

Florence Widdicombe fue quien descubrió el mensaje de los esclavos en China (Imagen: PA)

Dijo que el mensaje fue revelador: “Revela que hay injusticias en el mundo y situaciones difíciles que conocemos y leemos todos los días”. (Vía: Sunday Times)

Widdicombe dijo que encontrar el mensaje poco antes de Navidad fue conmovedor y que le contó a su hija, Florence, lo que podría significar.

“Explicamos que la persona que lo escribió era un prisionero en China y que la persona sintió que los guardias de la prisión estaban siendo malos, haciéndoles trabajar, se sintieron realmente tristes”, dijo el padre. (Vía: Sunday Times)

El pedido de ayuda de las tarjetas vendidas por Zheijiang Yunguang Printing pone de relieve la difícil situación de miles de personas en las cárceles chinas, así como la cadena de suministro detrás de la selección de tarjetas de Tesco, que recauda 300 mil libras para la Fundación Británica del Corazón, Cancer Research UK y Diabetes UK.

Tesco dijo el domingo que había iniciado una investigación sobre Zheijiang Yunguang Printing, después de que el Sunday Times planteó preguntas sobre las prácticas laborales de la fábrica.

Con información de Sunday Times.