Reaparecen los coyotes en verificentros de la ciudad

Gestores ofrecen sus servicios afuera del verificentro IZ 12. Imagen: Reforma

No han pasado ni tres días desde las elecciones del 1 de julio y, con el nuevo sistema de verificaciones, reaparecieron los coyotes que ofrecen sus servicios para ‘brincarse’ a los automóviles que están más adelante en la fila. ¡Por eso no podemos tener cosas bonitas!

De acuerdo con un reportaje de Reforma, en el verificentro IZ 12 de la colonia Agrícola Pantitlán de la delegación Iztacalco, los coyotes ofrecieron pasar a los automovilistas para ahorrarse la fila: “Nosotros le pasamos su vehículo“, al tiempo que entregaban tarjetas con nombres y teléfonos.

Gestores ofrecen sus servicios afuera del verificentro IZ 12. Imagen: Reforma

Nico y Yovani, empleados de un taller de preverificación de la calle Prosperidad, eran quienes repartían sus datos y ofrecían apoyo para obtener la calcomanía con un costo de 300 pesos adicionales al pago de la verificación, que es de 524 pesos.

Sin embargo, ese día no pudo concretarse el engaño, pues el verificentro en cuestión no tenía conexión con el sistema centralizado que es manejado, a su vez, por la Secretaría del Medio Ambiente (Sedema).

La forma de operar de los coyotes en ese verificentro consistía en, primero, ponerse de acuerdo con los empleados para introducir vehículos no registrados y sin problemas de emisiones, y así verificar los datos de los autos con los suyos.

Para evitar esto, se determinó que los empleados de los verificentros debían registrar su huella digital en los equipos de medición.

Martha Patricia González, una mujer que llevó su auto a verificar, dijo a Reforma que llegó el primer día con la cita impresa y le dijeron que no había conexión. Después, en el segundo día, Martha Patricia llegó puntualmente al verificentro y, una vez más, le dijeron que no había servicio.

Mientras tanto, los coyotes aún pretenden hacer negocio de forma ilícita. Y NADIE HACE NADA.