Tomar fotos a mujeres sin su consentimiento ya es delito en la CDMX

Por fin, la deleznable práctica de tomar fotos o video a otras personas (casi siempre mujeres) sin su consentimiento ya es delito en la Ciudad de México. En una ciudad donde el acoso en espacios públicos es cosa de todos los días, esa conducta ya representa un crimen y no solo una falta administrativa.

El acoso callejero será considerado un delito

Hoy, la Asamblea Legislativa de la Ciudad de México reformó los artículos 17 BIS y 179 del código penal. Ahora, quien tome fotografías de índole sexual a otras personas, sin su consentimiento, podrá recibir condenas que van de uno a tres años de prisión.

En el argumento a dicha modificación, se señala que, en promedio, tres mujeres acuden cada día a la Procuraduría General de Justicia para denunciar que les tomaron fotos o videos sin su consentimiento. Eso sin tomar en cuenta las mujeres víctimas del mismo delito que no denuncian, pues se trata de un procedimiento engorroso que puede tomar hasta 36 horas.

La reforma establece que podrá recibir de uno a tres años de cárcel quien incurra en una conducta de naturaleza sexual indeseable para quien la recibe y que lesione su dignidad. Éstas van desde solicitar favores sexuales para sí o para terceros, fabricar, imprimir, grabar, transportar, exhibir, vender, reproducir o hacer circular por cualquier medio imágenes, libros, revistas, escritos, fotografías, carteles y videograbaciones con implicaciones sexuales.

Qué hacer si filtran tu ‘pack’ sin tu consentimiento

Además, la pena será mayor cuando exista una relación jerárquica derivada de relaciones domésticas, laborales, docentes o de cualquier clase, también cuando dicha conducta ocurra en la vía pública, instalaciones o vehículos que proporcionen servicio de transporte público. En ambos casos, la pena puede incrementarse hasta una tercera parte. (Vía: La Jornada)

Por: Redacción PA.