Se amparan contra demoliciones porque aún hay esperanza en rescates

No podrán ser demolidos seis de los 39 inmuebles derrumbados tras el sismo del 19 de septiembre. Jueces federales bajo el argumento de tener como prioridad preservar la vida de las personas que puedan estar entre los escombros y garantizar la dignidad de los cuerpos que aún puedan ser recuperados, concedieron amparos que indican las suspensiones provisionales de demoliciones. (Vía: Animal Político)

Por lo que Protección Civil tiene como responsabilidad evaluar los edificios para que no sean derribados mientras exista la probabilidad de encontrar sobrevivientes.

El consejo de la Judicatura Federal aclaró que los edificios que obtuvieron este amparo son; el multifamilar de Tlalpan; el edificio ubicado en la calle Puebla 282; el de Petén y Emiliano Zapata; el que se encuentra en Amsterdam 107; el que está en Escocia 4; y el de Álvaro Obregón 286.

 

¿Cómo se promovió este amparo?

Juan Carlos Ramírez Méndez, abogado y estudiante de Posgrado en la Facultad de Derecho de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y varios compañeros trataban de encontrar la manera de ayudar desde su profesión.

Al día siguiente que comenzaron viralizarse los mensajes sobre la entrada de grúas y excavadoras a la llamada ‘zona cero’ del multifamiliar Tlalpan, decidieron accionar contra el ingreso de maquinaria pesada al lugar.

“Nuestro propósito era que no se introdujera ningún tipo de maquinaria para salvar vidas y que se respete la dignidad de los cadáveres como parte de sus derechos humanos”, expresa Juan Carlos. (Vía: Proceso)

 

Pero el proceso no fue nada sencillo. El mismo miércoles ingresaron un escrito inicial del amparo indirecto en el Juzgado. Posteriormente regresaron a la zona a buscar al encargado de Protección Civil, mismo que se negó a recibirlos. 

Mientras pasaban los días, no sólo el dolor y la preocupación recrudecían, si no, la protesta en redes sociales e incluso aumentaba la tensión entre autoridades y rescatistas.

Fue hasta el sábado, después del sismo de las 7:53, que rescatistas que trabajaban en el multifamiliar Tlalpan hablaron de la posible existencia de una persona con vida. 

El joven abogado aún no entiende si fue la presión social o la cobertura mediática, pues en ese momento el encargo de protección civil, Juan Carlos Ramírez por fin recibió el documento. 

Otro logró que implica este amparo es que, aún cuando las labores de rescate concluyan, no se podrá comenzar las labores de limpieza hasta que se realice un peritaje especializado en la zona, el cual ayude determinar las responsabilidad del derrumbe. 

Porque aún resta que las autoridades respondan a las preguntas: ¿los edificios colapsaron debido a la mala calidad de los materiales con los que fueron construidos?, ¿por un acto corrupto que permitió la construcción sin cumplir con normas de seguridad?