¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

Los argumentos en la discusión sobre aborto en Argentina

Este 8 de agosto, el Senado Argentino discute la aprobación de una ley que legalizaría la interrupción del embarazo hasta las 14 semanas. La propuesta ya fue aprobada en el Congreso Argentino, ahora es el turno de los Senadores de legislar para aprobar o no la legalización del aborto en Argentina.

En distintas ciudades de ese país y alrededor del mundo se manifiestan a favor de la aprobación de la ley: en Argentina han muerto, aproximadamente, 3 mil mujeres  por abortos clandestinos e inseguros desde 1983. Hasta ahora, la norma permite el aborto solo en casos de violación o de riesgo de salud para la mujer embarazada. (Vía: El Comercio)

A menos de 12 horas de iniciada la sesión en el Senado, la discusión se ha llenado de argumentos a favor y en contra: algunos basados en presunciones y pensamiento mágico, otros que parten de datos y hechos:

El Senador Mario Fiad, en contra de la aprobación de la ley, lamentó que las únicas causales que se toman en cuenta para la legalización sean los deseos de la mujer embarazada. Sin embargo, ésta debería ser razón suficiente: el acceso al aborto seguro es un derecho humano.

Por su parte, el Senador Pedro Guastavino opina que la legalización del aborto es la única manera de prevenir que más mujeres mueran en abortos inseguros y clandestinos:

La Senadora por la Provincia de La Pampa Norma Durango señaló que la discusión no es ‘aborto sí o aborto no’, sino legal o ilegal; las mujeres interrumpen su embarazo y, para ella, es el Estado el que debería acompañarlas y proporcionar condiciones seguras para hacerlo:

La Senadora Inés Brizuela y Doria opina que ‘no toda novedad es buena’, a pesar de que el aborto ocurre desde hace siglos en todo el mundo y no es una ‘moda’ reciente.

Anita Almirón señaló que la aprobación de la ley no obligaría a nadie a abortar, sino que facilitaría las condiciones adecuadas para las mujeres que deciden terminar su embarazo:

El Senador Esteban Bullrich opinó que el hecho de que la interrupción del embarazo se realice en un quirófano no hace ninguna diferencia: ‘el dolor va a ser el mismo’. No obstante, como señala este estudio de Conacyt, las consecuencias en la salud mental de las mujeres tienen más que ver con la estigmatización del aborto que con la acción en sí.

Para el Senador Rodolfo J. Urtubey, la discusión es dogmática de ambos lados, tanto de quienes exponen razones basadas en derechos humanos como de quienes argumentan desde sus motivos religiosos:

La Senadora Ada Iturrez señaló que ‘hay vida desde la concepción‘ y que el producto de una relación sexual debe ser protegido desde entonces:

Después, la Senadora Miriam Boyadjian opinó que el aborto es ‘una lucha de poder’ entre un niño que ‘quiere nacer’ y la madre que quiere decidir sobre su propio cuerpo (no obstante, la conciencia no empieza a desarrollarse sino hasta las semanas 24 a 28, así que el feto no puede ‘querer nacer’ porque aún no tiene conciencia de sí mismo):

Y el Senador Gerardo Montenegro opinó que si no se defiende el derecho a la vida entonces no quedan otros derechos por defender:

El debate en el Senado argentino continúa y se prevén marchas alrededor del mundo en favor de la aprobación. De no pasar la ley que legaliza la interrupción del embarazo en ese país, la iniciativa se pospondría hasta marzo de 2019.