Explicandolanoticia

¿Por qué los regalos de los Reyes Magos fueron oro, incienso y mirra?

Los Reyes Magos llegaron a Belén con tres regalos que simbolizan la divinidad y humanidad de Jesús.

¿Por qué los regalos de los Reyes Magos fueron oro, incienso y mirra?
Los regalos de los Reyes Magos confirmaron la humanidad y divinidad de Jesus (Foto: Pixabay.com)
ANUNCIO

Este seis de enero es la llegada de los Reyes Magos en México, quienes traen consigo regalos a todas y todos los niños del país. Como es bien sabido, los sabios pertenecen a la religión católica cristiana y la historia dice que llevaron tres obsequios al Niño Dios, quien tenía pocos días de su nacimiento.

Sin embargo, la pregunta es ¿por qué los regalos fueron oro, incienso y mirra?

De acuerdo con el medio religioso Cope de España, Melchor, Gaspar y Baltasar llevaron estos regalos que para los cristianos tienen un significado especial en la historia de Jesús, aunque estos no se entregaron en el orden en que se mencionan a los “Reyes Magos de Oriente”, como se les conoce.

¿Por qué los regalos de los Reyes Magos fueron oro, incienso y mirra?

Jesús nació y días después le regalaron oro, incienso y mirra (Foto: Pixabay.com)

El porqué de los regalos

El primero en hacer su entrega fue Baltasar, quien entregó a Jesús el oro, el cual lo hizo pues se considera que este debe darse a los monarcas, considerando así que Jesús era el “Rey de Reyes” a quien debía reconocérsele su realeza y quien se encargaría de dirigir a Israel.

Quien siguió en entregar su obsequio fue Gaspar, quien se habría encargado de darle el incienso. una preparación de resinas con el que se confirmaba la divinidad del recién nacido. Este producto se utiliza en altares mientras se le rinde culto al Dios a quien se le coloque.

¿Por qué los regalos de los Reyes Magos fueron oro, incienso y mirra?

Los tres Reyes Magos regalaron a Jesús oro, incienso y mirra (Foto: Pixabay.com)

El último en dar su regalo fue Melchor, pero este no fue para venerar su divinidad como los otros dos, la mirra se dio para recordarle a la familia sagrada que Jesús era un hombre, un individuo que moriría; en su caso, a una edad temprana.

La mirra era para Jesús, pero más bien era un mensaje para su madre María, quien debía untarla en el cuerpo inerte del ‘Rey de Reyes‘ cuando el momento de su crucifixión llegara. Este serviría como el último cuidado que se le daría a la vida y recuerdo del Dios cristiano.

***

Sigue la discusión masiva en nuestro canal de YouTube.

ANUNCIO