Futbolista Janelly Farías critica por qué se dice ‘Día del Niño’ y no ‘Día de la Niña’

La jugadora del América abrió el debate sobre el nombre de este día y el lenguaje inclusivo
El tuit de la jugador abrió debate | Foto: Instagram @janellyfarias

La jugadora del club de futbol América, Janelly Farías aprovechó el Día del Niño para cuestionar por qué se llama de tal forma y no Día de la Niña, evidenciando el sexismo persistente en la mentalidad de varios de sus seguidores.

A través de su cuenta de Twitter, Janelly abrió el debate sobre por qué incluso hasta en el nombre de los días festivos se prioriza a los hombres sobre las mujeres.

Además, señaló que de ninguna manera es justificación decir que ‘las cosas siempre han sido así’.

“¿Por qué día del ‘niño’… y no día de la ‘niña’? Por qué varón u hombre siempre tiene que ser referente. “Cuestionemos estas cosas… es ‘es que las cosas siempre han sido así’ ya no es válido #diadelnine”, escribió en su cuenta de Twitter.

La futbolista abrió el debate en Twitter | Foto: Instagram @janellyfarias

El tuit de la jugadora se viralizó tanto que obtuvo más de 7 mil comentarios y poco más de 600 ‘Me gusta’, pero más allá del número de interacciones, tenemos que hablar del contenido de los comentarios, pues claramente reflejan la mentalidad sexista de cientos de internautas.

 

Las reacciones que causó el tuit fueron encontradas mientras algunos apoyaron la postura de la futbolista, otros señalaron que realmente sí existe el Día de la Niña y es el 11 de octubre, sin embargo, es un hecho que no tiene la misma difusión.

También hubo quienes explotaron con insultos misóginos y burlas contra el lenguaje inclusivo.

Si bien, la futbolista del América no respondió a los comentarios negativos, sí compartió una lectura sobre lenguaje no sexista.

El texto de la autora Nora Oraziuk explica que el sexismo se refiere a las prácticas y actitudes que promueven el trato diferenciado de las personas, simple y sencillamente, por su sexo biológico “del cual se asumen características y comportamientos”, como por ejemplo, cuando al Dalai Lama se le ocurrió decir que si tuviera una sucesora tendría que ser guapa o cuando sentenciaron a una mujer por acabar con la armonía del matrimonio simplemente porque pidió pensión alimenticia para su hijo, lo cual era su derecho.

La lectura también señala que “las prácticas del sexismo afectan principalmente a las mujeres dada la vigencia de creencias culturales que las consideran inferiores o desiguales a los hombres por naturaleza”.

Publicidad