Secretaría de Finanzas de CDMX desconoce destino de fondos para reconstrucción

La Secretaría de Finanzas de la CDMX desconoce el destino y el uso de los recursos para la reconstrucción de la capital, que son más de 6 mil millones de pesos que no han sido usados para su fin, ni para ninguno otro.

Esta dependencia explicó que existen, actualmente, 6 mil 17 millones de pesos aprobados para este gasto, además de otros más de 800 millones por aprobar, sin embargo, de este presupuesto no se ha ejercido casi nada.

Del total, se le fue asignado a las diferentes delegaciones y dependencias de gobierno un presupuesto para comenzar la reconstrucción, pero solo se ha reportado el ejercicio de 286 millones.

Finanzas de la CDMX, ha referido que esta situación es preocupante, pues la emergencia pasó hace mucho y la reconstrucción y acondicionamiento de espacios sigue sin ser efectiva, o si quiera trazarse un camino para su realización.

No solo las delegaciones tienen un presupuesto, sino también múltiples dependencias que se encuentran en la misma situación. Por ello, resulta complejo que se realicen todas las actividades necesarias.

Los problemas que enfrenta la reconstrucción están diversificados, no solo por la complejidad logística, sino la forma en que se asigna este presupuesto.

En un principio, el presupuesto para este fin estaba en manos de tres diputados pertenecientes a la coalición de Por Mexico al Frente, después se metió un amparo para que esto no fuera así y pasó a otra jurisdicción.

Sin embargo, el problema sigue siendo el mismo: no se ejerce. El presupuesto de más de 6 mil millones de pesos sigue frenado, ya no por cómo se asigna, sino porque no se está haciendo uso de él y es dinero congelado como iniciativa de reconstrucción.

Ha pasado casi un año desde que el sismo ocurrió, incluso ha habido otros sismos, pero la situación de muchas familias a lo largo de la capital no se ha resuelto en lo más mínimo.

El caso más visible es el del Multifamiliar Tlalpan, que no solo no ha comenzado con su reconstrucción, sino que los dictámenes estructurales ni siquiera han sido corroborados para dar certeza a los vecinos, que siguen viviendo en la calle.

Pero no solo estos vecino están en esta situación. Por toda la ciudad sigue habiendo casas y edificaciones sin dictaminación certera, además de zonas enteras con problemas en sus vialidades y servicios públicos, como Iztapalapa o Xochimilco.

La Gobernadora electa de la CDMX, Claudia Sheinbaum, ha dicho que la reconstrucción es una de sus prioridades, pero su mandato comenzará hasta el primero de diciembre, a un año y tres meses sin soluciones para muchos de los afectados.

Con información de La Jornada