Presunta secuestradora de niño Dylan podría pasar hasta 75 años en cárcel

El menor fue secuestrado a finales de junio y finalmente lo rescataron esta semana
(Imagen: Twitter)

El jueves 13 de agosto, el niño Dylan fue rescatado por autoridades tras su rapto a finales de junio. Hoy, autoridades confirmaron que la mujer que se lo llevó fue detenida y podría pasar hasta 75 años en la cárcel.

Cuando ocurrió el rapto, la mujer se identificó como “Ofelia” y le pagó a otros dos menores para ayudarla a llevárselo. Las autoridades confirmaron su identidad este viernes: Margarita “N”.

Margarita fue detenida por las autoridades tras el operativo en la comunidad indígena Esperanza de los Pobres, en Cintalapa, Chiapas.

“Estamos judicializando la carpeta de investigación y vamos a pedir la pena máxima para ella”, declaró el fiscal de Chiapas, Jorge Luis Llaven Abarca.

Llaven Abarca explicó que Margarita retuvo a Dylan, un niño tzotzil de 2 años, para quedárselo. Es decir, lo “robó” y no tenía intenciones de cobrar un rescate.

Para lograr esto, Margarita le pagó 200 pesos a dos menores, un niño y una niña, para ayudarla con el robo. Según declaraciones, los dos menores fueron engañados, pues Margarita les dijo que Dylan era su bebé.

“Ella les enseñó a los menores quién es Dylan y si se lo pueden llevar porque es muy rebelde; ellos, los niños de manera ingenua, sin tener conocimiento real de las cosas, pues efectivamente como vemos en las imágenes entran al mercado, localizan a Dylan y es la niña quien físicamente se lleva al menor Dylan hacia el exterior del mercado”, expresó Llaven Abarca a Azucena Uresti.

El secuestro ocurrió el 30 de junio, en el Mercado Popular del Sur en San Cristóbal de las Casas. Una vez que los menores le entregaron a Dylan, abordó un taxi y se fue de la ciudad.

Las autoridades dieron a conocer que Dylan fue reunido con su madre, Juanita, desde la noche del jueves y ahora permanecen bajo resguardo en lo que se termina con la investigación del caso. La fiscalía confirmó que hay una persona detenida.

Con información de El Heraldo de México