Sentencia de SCJN es discriminatoria hacia trabajadoras del hogar, señalan activistas

Una sentencia de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) que niega a las trabajadoras del hogar el ejercicio de sus derechos laborales ha sido señalada por organizaciones defensoras de derechos humanos, pues “evidencia la discriminación estructural de la que es objeto este grupo poblacional, en su mayoría de escasos recursos“, señalan en una carta.

Cómo discriminan leyes y patrones a trabajadoras del hogar

El proyecto de sentencia propuesto es una respuesta al Amparo Directo interpuesto por una trabajadora del hogar, quien trabajó con una familia desde 1959 hasta 2016 en un horario de 8:00 a 17:00 horas, de lunes a sábado. De acuerdo con Animal Político, la trabajadora hacía labores de limpieza, lavado de ropa y platos, planchado, comidas, y limpieza de áreas comunes, y no tenía horas de comida ni descanso.

A pesar de que en su demanda se exigía el reconocimiento de prestaciones como indemnización constitucional, salarios caídos, aguinaldo, vacaciones, primas vacacionales, de antigüedad y de tiempo extraordinario, así como la inscripción retroactiva ante el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), la Junta de Conciliación y Arbitraje acreditó la renuncia voluntaria de la trabajadora.

Además, absolvió a los empleadores de los pagos de indemnizaciones y salarios caídos y los condenó al pago de vacaciones, prima vacacional y aguinaldo solo por el año anterior a la renuncia. También se les condenó al pago de horas extras, pues la trabajadora del hogar laboraba 54 horas a la semana cuando la jornada máxima legal es de 48 horas.

No obstante, la Junta de Conciliación y Arbitraje descartó la obligación de pagar la afiliación al IMSS y determinó que los patrones no están obligados a pagar aportaciones de Infonavit. La demandante, entonces, promovió un juicio de amparo directo. El proyecto de sentencia del ministro Alberto Pérez Dayán que será discutido por la Suprema Corte suscribe lo dicho por la Junta de Conciliación y Arbitraje:

“El hecho de que los empleados domésticos no se encuentren contemplados dentro del régimen obligatorio del Seguro Social atiende a una diferenciación objetiva y razonable, a saber, que los empleados domésticos se distinguen intrínsecamente de los demás trabajadores, ya que la naturaleza y especificidades de su labor es de carácter especial“.

Para organizaciones como el Sindicato Nacional de Trabajadores y Trabajadoras del Hogar y Nosotrxs, el proyecto de sentencia es discriminatorio y contribuye a normalizar la precariedad laboral que actualmente viven las personas trabajadoras del hogar:

“El proyecto de sentencia legitima un trato asimétrico en materia de seguridad social argumentando que el tipo de labor que realiza este grupo de trabajadoras es de carácter especial y que por ello deben negárseles los derechos sociales de los que son titulares el resto de personas trabajadoras formales”.

La carta dirigida a la Suprema Corte fue firmada por más de 120 personas como Katia D’Artigues, Ana Pecova, Gabriela Warkentin, Juan Villoro, Emilio Álvarez Icaza y Susana Zabaleta.

Por: Redacción PA.