La PGR encarceló a tres presuntos responsables de Ayotzinapa

La PGR internó a tres presuntos responsables de la desaparición forzada de los 43 normalistas de Ayotzinapa a una prisión en Gómez Palacios, Durango.

La Procuraduría General de la República internó a tres presuntos responsables de la desaparición forzada de 43 normalistas de Ayotzinapa, ocurrida el 26 de septiembre de 2014, al Centro Federal de Readaptación Social número 14, en Gómez Palacios, Durango.

En sus declaraciones, los hermanos Bernabé y Cruz Sotelo Salinas aceptaron su participación en los hechos de Iguala, así como su conocimiento de varios asuntos relacionados. En un principio, estos sujetos fueron consignados por portación de armas exclusivas del Ejército en flagrancia; sin embargo, al ser llevados a declarar en el ministerio, reconocieron su relación con los sucesos de septiembre.

Así mismo, Mauro Taboada Salgado fue puesto a disposición de un juez federal para que determine y valore las consecuencias jurídicas que tendrá su relación con los hechos de Iguala y la portación de armas sin permiso legal, por la que fue detenido.

Las consignaciones realizadas no excluyen cualquier otra que derive de la propia investigación sobre la desaparición de los estudiantes, en virtud de señalamientos de otros actores ya detenidos, material probatorio diverso, o de otras causas penales abiertas por la PGR u otras instancias locales de procuración de justicia. (vía PGR)

A 16 meses de la desaparición forzada de 43 estudiantes y el asesinato de 6 personas más (una de ellas cruelmente torturada), la Procuraduría General no ha logrado presentar una explicación razonable para los hechos: la llamada “verdad histórica”, difundida por el exprocurador Jesús Murillo Karam, fue desmentida por un grupo de expertos de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos que estudia el caso actualmente.

¿Qué significan tres detenidos más por “relaciones con los hechos”? Si el gobierno mexicano no ha podido establecer una narrativa clara de lo que sucedió la noche del 26 de septiembre, ¿hacia dónde va el camino por la verdad y la justicia en el caso Ayotzinapa?