Elba Esther Gordillo dice ser la ‘verdadera’ presidenta del SNTE: ¿no que no regresaría?

A dos meses de que fuera liberada, Elba Esther Gordillo apareció en un evento magisterial convocado por el grupo “Maestros por México”, en la alcaldía Álvaro Obregón, en la CDMX. Al cierre de su intervención, “la Maestra” dijo que ella es la verdadera dirigente el SNTE: Lo que tiene Juan Díaz es la chequera, lo que tengo yo es el liderazgo de verdad“.

Desde que Gordillo fue liberada, en agosto de este año, quedó la duda en aire sobre cuál sería su papel en el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), la organización sindical que dirigió desde 1989 hasta su detención, en 2013.

La actual dirigencia del mayor sindicato de América Latina, a cargo de Juan Díaz de la Torre, negó que Gordillo fuera a regresar a su puesto. Incluso el SNTE denunció penalmente al grupo “Maestros por México”, organización dentro del sindicato, que presuntamente buscaba reposicionar a “La Maestra” en su puesto. (Vía: El Universal)

¿La liberación de Elba Esther es o no amnistía?

Pareciera ser que, ya dos meses después, cualquier asomo de recato quedó fuera. Gordillo, en pleno evento de ese mismo grupo, lo dijo con todas las palabras: la dirigencia es suya y Juan Díaz “lo que tiene es la chequera”.

En una conferencia que parecía más una sesión de coaching coercitivo o la lectura en voz alta de un libro de autoayuda de Carlos Cuauhtémoc Sánchez, Gordillo dejó claro (y no tanto) su estrategia de regreso a la dirigencia del Sindicato que, cuando fue detenida, tenía hasta un partido político del que dependían múltiples alianzas:

“Ideas, propuesta, estrategia, táctica, movilización. Que de aquí cada uno de ustedes no esté diciendo ‘¿qué voy a hacer?’, que diga ‘¡yo voy a hacer! Porque yo soy líder’. Empiecen por convencerse y no echen discursos de oratoria; ¡qué padre! Yo también era campeona de oratoria cuando era chamaca, pero pues es una herramienta buena, pero la comunicación no es oratoria”. (Vía: Maestros por México)

Puede que sólo haya sido un discurso improvisado y el público, cercano a ella, la envalentonara… o puede ser que sí está planeando regresar al SNTE: ¿habrá quién la detenga?

Por: Redacción PA.