“Condiciones laborales precarias”: Así trabajan los repartidores de alimentos por aplicación

El estudio señala que si los repartidores únicamente tuvieran ese empleo, no podrían si quiera satisfacer sus necesidades básicas.
Muchos ganan menos del salario mínimo (Foto: Cuartoscuro)

Condiciones laborales precarias“, así es como trabajan los repartidores de alimentos por aplicación, según reveló el informe de Oxfam México, y pese a dicha situación, parece que este puesto laboral llegó para nunca más irse del país.

De acuerdo con el informe titulado “Este futuro no applica”, se muestra las ganancias que produce la entrega de comida, varios millones de pesos, pero contrastan con las condiciones laborales de las personas repartidoras las cuales son “precarias“.

El estudio precisó que a nivel nacional, cerca de 6.8 millones de personas realizaron al menos una compra de alimentos y bebidas por aplicación durante el 2021, de las cuales, solo en la Ciudad de México y el Valle de México corresponden 2 millones de solicitudes de comida.

No podrían cubrir sus necesidades básicas (Foto: Cuartoscuro)

Pese a ello, los trabajadores únicamente perciben 2 mil 085 pesos (cerca de 102.6 dólares) a la semana, lo cual equivaldría a un promedio de 53 pesos por hora de trabajo, pago que está por debajo del salario mínimo de la capital, 172.87 pesos.

El gasto por sus transportes y demás aportaciones a su hogar, el 46% de los encuestados señalaron que tuvieron un “gasto catastrófico” por accidentes y/o enfermedades graves, como la Covid-19, situación que dejó sus pagos por arriba de los 6 mil 127 pesos; es decir el 70% de su utilidad mensual promedio.

“La situación económica de estas personas es de alta vulnerabilidad y posibilidad de caer en pobreza”, advirtió el reporte, el cual también enfatizó que si la única fuente de ingresos de los trabajadores de aplicación fuese la de este empleo, el 55% de los encuestados no tendría si quiera para “satisfacer sus necesidades básicas y las de sus dependientes”.

Algunos gastan hasta el 70% de sus ingresos (Foto: Cuartoscuro)

Asimismo, detalló que el 54 por ciento de las personas encuestadas consideró entre “importante” y “muy importante” que se mejoren sus condiciones laborales como algún tipo de seguridad social, mientras que el 48% apeló por prestaciones de ley, y el 47% subrayó que se deben mejorar las propinas.

En el informe también se especificó que todos los que forman parte de este trabajo pagan entre 1.1 y 6.8 por ciento más de impuesto que otros grandes sectores económicos, y pese a su contribución, no obtienen beneficios, aunado a que deben pagarle a un contador para que les brinde una asesoría para efectuar sus declaraciones, situación que implica un gasto mayor.

“Las personas repartidoras del sector, como muchas personas trabajadoras en México, viven excluidas del ejercicio pleno de sus derechos sociales. Es por ello necesaria una agenda universal de protección social que permita, por un lado, mantener la flexibilidad laboral que las personas encuestadas declaran una venta, y por el otro, una política social capaz de garantizar derechos sin distinción del tipo de personas trabajadoras”, enfatizó el estudio.

Reciben poco más de 2 mil pesos a la semana (Foto: Cuartoscuro)

Oxfam indicó que fueron 1000 encuestados y 30 entrevistas a propietarios de negocios, quienes también mostraron desconfianza con las empresas y también con el gobierno por no garantizar sus derechos.

***

Sigue la discusión masiva en nuestro canal de YouTube.

ANUNCIO