Matrimonio gay adopta a dos hermanas para evitar que fueran separadas

Agustina de 14 y Camila de 17 iban a ser separadas porque la mayor debía ser trasladada a otro lugar.
La familia está contenta con su relación (Foto/Facebook: Anibal Ruben Bagnato)

Luego de una relación de 24 años, una pareja homosexual estaba lista para dar el siguiente paso y adoptar a alguien para darle todo su cariño; sin embargo, la relación de Aníbal Bagnato y Gabriel Ayala en un inicio no se imaginaron que su familia terminaría siendo de cuatro miembros y no de tres, debido a que el matrimonio gay en Argentina adoptó a dos hermanas para evitar que fueran separadas.

La pareja realizó la solicitud para adoptar a un niño o una niña de entre cero y cinco años de edad; sin embargo, después de plantearse bien las cosas, cambiaron de parecer y ampliaron el rango de edad porque, según declaró Aníbal al diario Clarín, para cuando crezcan parecerían más sus abuelos debido a que tienen 45 años.

Fue así como tras su regreso de unas vacaciones, el juzgado les notificó que su solicitud fue aprobada y que las candidatas eran dos hermanas, Agustina de 14 años y Camila de 17, quienes iban a ser separadas porque la mayor tenía que ser trasladada a otro lugar. Por ello, decidieron conocer a las jóvenes y tras discutirlo aceptaron la adopción.

una de ellas tiene 17 años y debía ser trasladada (Foto/Facebook: Anibal Ruben Bagnato)

“La jueza nos contó que las chicas dijeron que se sentían muy bien con nosotros y que se querían ir a vivir con nosotros. Yo no podía parar de llorar”, relató Aníbal, quien agregó que la adopción ocurrió en épocas navideñas que suelen ser más emotivas.

Aníbal Bagnato añadió que tras la firma de los papeles, las jóvenes subieron al auto y comenzó la aventura de la pareja gay y las dos hermanas quienes ya eran una familia. Expuso que con el tiempo la relación se afianzó, asimismo, precisó que si bien durante la primera fase no fue fácil, después llegó “la mejor parte” de sus vidas.

Añadió que Agustina hizo un dibujo de su casa y la familia en la que puso a Gabriel, a ellas dos en medio y a Aníbal al otro extremo. “A Gaby le puso ‘papi’ y a mí me puso ‘papá’. Ellos resuelven fácil”, expresó.

Las jóvenes decidieron ir a vivir con ellos (Foto/Facebook: Anibal Ruben Bagnato)

El matrimonio gay adoptó a dos hermanas evitando así que fueran separadas, pero más que eso, lograron encontrar una familia, en la que el cariño y el amor se demuestra día con día.

***

Sigue la discusión masiva en nuestro canal de YouTube.

ANUNCIO