El reguetón activa más el cerebro que la música clásica, revela estudio

Los sujetos de prueba escucharon "Shaky, Shaky" de Daddy Yankee y "Ginza" de J Balvin.
Foto: Wikimedia Commons

Un estudio realizado por científicos españoles reveló que el reguetón genera una mayor activación de ciertas regiones cerebrales, a comparación de la música electrónica, el folclore y la clásica.  Las conclusiones son parte de una tesis doctoral realizada por el neurocirujano Jesús Martín-Fernández y dirigida por el también neurocirujano y neurocientífico, Julio Plata.

El científico Martín-Fernández justifica su trabajo en la idea de que la neurociencia de la música ha atraído recientemente una atención significativa. Sin embargo hay un campo sin estudiar: el efecto del estilo musical en la activación de las regiones cerebrales auditivas-motoras.

Dentro de la metodología, describe el informe, se seleccionaron 28 personas sin formación musical, con gustos variados y una media de 26 años.  El estudio se realizó en el centro de investigación IMETISA, anexo al Hospital Universitario de Canarias en España.

Foto: Wikimedia Commons

Se concluyó que el reguetón fue el estilo musical que generó mayor activación en las regiones del cerebro encargadas de procesar los sonidos y de procesar el movimiento, a diferencia de los otros ritmos.

“La música electrónica también mostró una mayor activación de las regiones motoras, pero significativamente menor en comparación con el reguetón y lo que más nos llamó la atención fue la activación de una región primitiva del cerebro: los ganglios basales”, se lee en el informe.

Y explican que los ganglios basales son grupos de neuronas que están en zonas profundas del cerebro que se encargan de modular la postura, de comenzar y finalizar un movimiento. Además están involucrados en el sistema de recompensa o placer.

Foto: Pixabay

En resumen, el reguetón provoca una mayor activación en las regiones del cerebro encargadas de procesar no sólo los sonidos, sino también el movimiento.

“La mayor activación provocada por el reguetón implica que hay más regiones cerebrales auditivas y motoras que se activan y por lo tanto hay una mayor maquinaria trabajando en procesar la música.”, explica el estudio.

El autor de la tesis Jesús Martín-Fernández dice que la activación provocada por el reguetón podría deberse a la generación de un pulso interno dentro de nosotros al tratar de adivinar cuándo viene el siguiente pulso.

Foto: Pixabay

“Es como si el reguetón, con ese ritmo peculiar y repetitivo nos preparara para el movimiento, para bailar sólo con escucharlo”, dijo el investigador.

Martín-Fernández enfatizó que el reguetón no siempre emplea acordes más básicos que otros estilos como la electrónica, pero sí los usa de una forma predecible además de tener un ritmo que no varía a lo largo de la canción. La música clásica, por otro lado, es mucho más compleja, con mucha mayor variedad tímbrica, melódica y con un ritmo mucho menos marcado y por lo tanto, menos predecible.

Este estudio es el primero en la literatura científica que compara al reguetón y la música clásica.

Foto: Pixabay

Finalmente se dieron a conocer las canciones que formaron parte de la investigación. Se trata de “Shaky, Shaky” de Daddy Yankee y “Ginza” de J Balvin; en electrónica “Passion” de Alberto Feria y “L’amour toujours” de Dzeko; en clásica el concierto en “mi” menor de Vivaldi y el minué de los aires en “re” de Luis Cobiella; y en folclore se pusieron folías y malagueñas canarias.

***

Sigue la discusión masiva en nuestro canal de YouTube.

ANUNCIO