Sadfishing: Buscando la compasión en redes sociales

¿Llamada de auxilio o caza indiscriminada de likes?
(Imagen: Mor.bo)

¿Has notado en alguno de tus amigos la tendencia de hacer públicos sus problemas en redes sociales? A esto se le conoce como Sadfishing y  se hace con la intención de despertar compasión o atención de otros usuarios.

Te recomendamos leer: Ed Maverick denunció acoso en redes sociales

Los motivos por los que una persona incurre en esta práctica pueden ir desde la búsqueda de atención, o la validación de sus propias emociones. Sin embargo, cuando se acusa a alguien de hacer sadfishing, se está dando una connotación negativa, por considerarle hipócrita o exhibicionista.

Sadfishing (Imagen: GIPHY)

Este fenómeno de internet, cuya denominación fue acuñada por Digital Awareness UK, una compañía de investigación, da como resultado un soporte emocional una vez que se hace.

En un artículo publicado por i-D, Amy de 22 años explica como usa Twitter para desahogarse:

“Tienes un problema y está supurando en tu cabeza, pero en realidad no quieres hablar de eso con nadie (…) Pero también necesitas sacarlo por algún lado (…) Tan pronto como publico mi tuit, se me quita todo un peso de encima” (Vía: i-D)

Algunas personas buscan una respuesta de solidaridad al expresar problemas personales abiertamente en redes sociales (Imagen: gfycat)

Exteriorizar siempre ayuda a tener una mejor perspectiva de nuestros sentimientos. Basándonos en esta idea, compartir ese episodio difícil que estamos atravesando, también puede generar la réplica necesitada por parte de otros, las clásicas preguntas y frases “¿Qué tienes?”, “¿Puedo ayudarte en algo?”, “Cuentas conmigo”.

Lo anterior se definiría como un éxito en la búsqueda de solidaridad y apoyo de seres queridos. Pero, al fin y al cabo, estamos hablando de redes sociales, y en ellas, las interpretaciones no siempre van a coincidir.

Christofer Hand, profesor de psicología de la Universidad Glasgow Caledonian, en Reino Unido, explica que también puede ascociarse a una actitud propia del trastorno histriónico de la personalidad.

Quienes padecen este trastorno, acostumbran buscar la atención de otras personas constantemente y sienten una fuerte necesidad por ser valoradas. (Vía: BBC) La confusión está en el momento que otros usuarios no son capaces de diferenciar un acto de sadfishing de una simple publicación sin interés de réplica o de un auténtico llamado de auxilio.

En el intento de visibilizar sus emociones, las personas con verdaderos problemas, acusadas de practicar el sadfishing, pueden sentirse aún menos valoradas, ansiosas, y avergonzadas.

Quienes hacen del sadfishing una costumbre, con el único propósito de obtener mayor tránsito y respuesta en sus perfiles, promueven en otros usuarios la falta de empatía para aquellos que realmente necesitan sentirse escuchados.

El “Sadfishing” sucede también como una caza de likes (Imagen: El Incorrecto)

Con relación a las redes de apoyo, existen otros espacios en redes sociales, determinados por usuarios en grupos o foros, donde se discuten temas y problemas específicos con el fin de brindar ayuda y atención mutua entre quienes participan, así como fomentar un sentido comunitario.

Aprender a identificar y diferenciar las llamadas de auxilio puede volvernos más empáticos y darnos la oportunidad de ayudar a alguien cuando más lo necesita.

Publicidad