¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

Una reportera fue detenida en la SSP tras entrar vestida como policía

El 11 de diciembre, la reportera de Excélsior Jimena Duarte fue detenida por elementos de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) en la dirección Liverpool 136. Estaba vestida de policía y tomaba fotos en el interior del inmueble, el cual es la mismísima Secretaría de Seguridad Pública de la Ciudad de México.

La periodista estaba dentro de las instalaciones de la SSP cuando los agentes se percataron de que ella no era un elemento activo. Le pidieron que se acreditara como elemento del corporativo y al no hacer fue detenida, informó Comunicación Social de la Secretaría a Plumas Atómicas. Ella, según otro periodista en redes, explicó que no sabía que es un delito lo que estaba haciendo.

De acuerdo a lo que se puede ver en las fotografías difundidas en redes sociales, estaba usando un uniforme oficial de policía, una placa con su nombre y la insignia de la SSP.

La SSP informó que fue entregada remitida a la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México y ahora podría enfrentar cargos por usurpación de funciones. Esta falta no es de alto impacto, explicó la SSP, pero, según el Código Penal de la Ciudad de México, la pena por usurpación de funciones de un servidor público está entre uno y seis años de prisión y de 100 a 500 días multa. Nada más para que se hagan la idea, los delitos de alto impacto son el homicidio, el secuestro, etcétera.

En redes, algunos usuarios han criticado la conducta de la reportera y señalan que las autoridades deben de actuar de acuerdo a la ley.

Pero otros han criticado su detención, argumentando que estaba haciendo su trabajo y que, mientras las autoridades van contra ella, no persiguen a “los verdaderos delincuentes”.