Videgaray y Mancera acordaron mejorar el transporte público en la CDMX

transporte

El secretario de Hacienda, Luis Videgaray Caso, y el jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera Espinosa, han acordado generar tres alternativas de financiamiento por 7 mil millones de pesos para sustituir el servicio de transporte público y taxis en la capital del país.

Videgaray Caso informó que en la “constructiva” reunión de trabajo que sostuvo ayer con Mancera Espinosa, se acordó trabajar en alternativas de financiamiento para el transporte en tres proyectos específicos, a través de Nacional Financiera (NAFIN) y el Banco Nacional de Obras y Servicios Públicos (BANOBRAS).

El mandatario capitalino y el funcionario federal acordaron sustituir y sacar de la circulación a 600 unidades antiguas de transporte público, así como un número relevante de trolebuses por unidades nuevas.

Asimismo, crear un programa de financiamiento a taxistas para cambiar las unidades más viejas por unas híbridas o eléctricas, las cuales tengan impacto positivo en las emisiones atmosféricas.

“Tuvimos una reunión de trabajo muy constructiva, el jefe de Gobierno entiende muy bien la condición presupuestal del país, la imposibilidad de que en estos momentos hubiera una ampliación de recursos presupuestales para atender estos proyectos en la Ciudad de México”, añadió en el marco del lanzamiento del programa “Mejora tu hotel”.

A su vez, Videgaray Caso señaló que en las próximas semanas se concretarán estos recursos, de los cuales, una parte serán aportados por el Gobierno de la Ciudad de México y serán reestructurados y multiplicados con recursos de la banca de desarrollo y otras fuentes de financiamiento.

Y sobre  el tema de si se otorgarán los cinco mil millones de pesos extraordinarios solicitados por Mancera Espinosa al Gobierno federal para mejorar el transporte público de la Ciudad de México, aclaró que el monto del financiamiento total está por determinarse a partir del costo de los proyectos.

“Aquí quiero ser muy enfático, esto no es una ampliación presupuestal para la Ciudad de México, es una sinergia entre la banca de desarrollo y algunos instrumentos de financiamiento multilateral con aportaciones de la Ciudad de Mexico para atender proyectos muy específicos en beneficio del medio ambiente del Valle de México”, señaló el titular de Hacienda.