Tren Maya podría costar 10 veces más de lo estimado: IMCO

Si la planeación no es óptima, el proyecto podría valer mucho más de lo que pensó el gobierno federal originalmente
Imagen: Gobierno Federal

El Instituto Mexicano para la Competividad (IMCO) advirtió este 19 de marzo que el proyecto del Tren Maya, anunciado por el presidente López Obrador en diciembre de 2018, podría costar hasta 10 veces más de lo que anticipó el gobierno federal.

El costo del Tren Maya, el cual espera el gobierno de López Obrador no exceda los 150 mil millones de pesos, podría subir entre 4 y 10 veces más dado que “la experiencia internacional muestra que en promedio los proyectos ferroviarios elevan su costo en un 45% sobre lo presupuestado”, de acuerdo con un análisis del IMCO.

En ese sentido, el centro de investigación señala que si la planeación no es óptima, los costos subirán hasta el peor escenario posible.

Imagen: Gobierno Federal

De manera más precisa, el IMCO estima que el costo del Tren Maya podría oscilar entre los 479 mil 920 millones y un billón 599 mil 767 millones.

“El peor escenario sería aquel en el que la construcción del Tren Maya no cumpla con sus objetivos de proporcionar crecimiento y desarrollo integral a las comunidades por las que pasará, y que el Gobierno federal acabe subsidiando”, apuntó el centro de investigación.

Además, rescatan los señalamientos de especialistas ambientales, quienes han manifestado su preocupación en torno a la ruta ferroviaria. Así, se advierte el deterioro que podrían sufrir las reservas de Calakmun, Balam-Kú y Balam-Kin, las cuales forman el macizo forestal más grande del país.

Imagen: Gobierno Federal

“La complejidad aumenta ya que la zona también se caracteriza por una hidrología mayoritariamente subterránea y ecosistemas dependientes de humedales considerados por Naciones Unidas como patrimonio mundial”, advierte el análisis.

El IMCO agrega que antes del inicio de la construcción, el gobierno federal debe cumplir con su obligación de llevar a cabo una consulta libre, previa, culturalmente adecuada, de buena fe, pública e informada en la región, considerada una con la más alta proporción de población indígena. Así mismo, la planeación deberá de tener asegurados los trazos y derechos de vía antes de que empiece la obra.

Imagen: Gobierno Federal

El centro de investigación también presentó una serie de propuestas para aumentar la rentabilidad del Tren Maya, las cuales incluyen llevar consultas regulares con la población durante la etapa de planeación, incorporar actividades distintas a las del turismo, mantener las líneas en tramos urbanos densamente poblados y cortos, entre otras cosas.

El IMCO presentó su propuesta en línea y la ha puesto al alcance de todos. Si desean consultarlo de manera general, pueden revisarlo aquí. El análisis completo sobre el Tren Maya pueden revisarlo en esta liga.