¿En serio detuvieron a tres terroristas en CDMX? No… bueno, no exactamente

En la mañana comenzó a circular una información bastante extraña: varios medios reportaron que “en el Centro Histórico de la CDMX fueron detenidos tres terroristas”, y con lo ocurrido en Manchester todavía presente, al parecer al comisionado Nacional de Seguridad, Renato Sales, salió a “corregir” ciertos datos: ninguno está acusado de terrorismo en México, sólo de haber entrado ilegalmente en el país. (Vía: Proceso)

Los tres “terroristas” detenidos

El pasado martes 22 de mayo, fueron detenidos tres sujetos: dos yemeníes y uno australiano-cisjordano, según la Comisión Nacional de Seguridad, su aprehensión se logró gracias al trabajo conjunto entre la CNS y la Agencia de Inmigración y Aduanas (ICE) de los Estados Unidos.

Aziz Naji Mohammed y Manwan Mansoor Naji, los dos originarios de Yemen estaban cumpliendo una condena en una prisión en los Estados Unidos por lavado de dinero y conspiración criminal, pero lograron escapar y, al parecer, vinieron a México, como ha sido un lugar común en el cine desde películas como Sueño de libertad. El otro imputado, Alqazah Mahmoud Hassouneh Zaki, de nacionalidad australiana y jordana, todavía está en territorio nacional, pues no se le ha logrado “descubrir” nada que amerite su deportación; los otros dos ya están en Nueva York y serán procesados por las cortes del estado. (Vía: Newsweek)

Tras esta curiosa historia hay tres preguntas bastante serias que tendremos que hacernos:

  1. ¿Cuál es el nivel de “involucramiento” entre el Instituto Nacional de Migración (INM) y ICE, dos agencias con un largo y oscuro pasado en cuanto a derechos humanos, corrupción y violencia contra sus detenidos?, ¿ésta es la primera “operación conjunta” que realizan?
  2. ¿Qué hace el INM “realizando revisiones migratorias” en las calles de la CDMX?, ¿cuáles son los protocolos, los límites y las garantías de que éstas no son alentadas por perfiles raciales y, por tanto, discriminatorias (como han denunciado una y otra vez migrantes centroamericanos)?
  3. ¿Cuál fue la urgencia del comisionado Sales de “corregir la información”, cuando una y otra vez agentes de la Policía Federal, del Ejército y del INM han sido acusados de crímenes mucho más graves y, como institución, no ha salido a comentar nada?

Nosotros no tenemos respuestas a estas preguntas, sólo nos lamentamos de que los tres detenidos no hayan tenido oportunidad de terminarse su pan chino con café lechero (¿porque qué otra cosa va a hacer uno al centro, si no?)