Carlos Aguiar Retes sustituye a Norberto Rivera como arzobispo de México

Después de que en junio se interpusiera una demanda ante la Procuraduría General de la República en contra el Norberto Rivera por presuntamente encubrir a sacerdotes pederastas, Rivera comenzó sus trámites para presentar su renuncia al arzobispado pues al mismo tiempo cumplía su plazo al frente de la Iglesia católica; después de seis meses el papa Francisco nombró al nuevo arzobispo: Carlos Aguiar Retes. 

En una carta fechada con el día de hoy, 7 de diciembre, Norberto Rivera informó sobre el anuncio del papa Francisco y de paso aprovechó para pedir perdón:

“Me llevo la satisfacción de no haber permanecido mudo ante la violación de los derechos humanos y divinos de mi madre la Iglesia. Lamento si, por mi posición firme, alguien se sintió ofendido y lastimado, y una vez más pido humildemente perdón a quien, aún sin querer, haya ofendido“, expresa Rivera en la carta que puedes leer completa aquí.

Porque como suele decirse: es mejor pedir perdón que pedir permiso, ¿no?. Nosotros no sabemos si cuando dice “mi posición firme” se refiere a las veces que sacó a relucir su homofobia o si pide perdón por las veces que fue acusado de encubrir a sacerdotes pederastas, o las veces que intentó inmiscuirse en asuntos políticos. 

Norberto: una “disculpa” que se queda corta

Norberto Rivera estaba al frente de la Iglesia católica mexicana desde 1995 y tras su renuncia sólo esperamos que Carlos Aguiar Retes no nos haga extrañarlo. 

Perfil curioso Carlos Aguiar Retes 

Carlos Aguiar Retes fue el sexto cardenal mexicano nombrado apenas el año pasado por el papa Francisco. A lo largo de su carrera fue obispo de Texcoco y arzobispo de Tlalnepantla.

Durante el mandato de Felipe Calderón, Retes estaba al frente de las presidencia de la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) reafirmó su postura de que la iglesia católica tiene derecho a participar en los distintos ámbitos de la vida social y política de México. (Vía: El Universal)

En febrero de 2008 propuso una reforma al artículo 24 Constitucional para sustituir el término ‘Libertad de Culto’ por el de ‘Libertad Religiosa‘, pues el ahora arzobispo consideraba (considera) que el laicismo del Estado resultaba discriminatorio para los creyentes. 

Bernardo Barranco, especialista en religiones, considera a Retes con ‘capacidad para lograr acuerdo entre los bastidores de la política’ además de considerarlo ‘audaz para hacer política’. (Vía: Milenio)