¿Sabes cuántas mansiones y edificios pertenecen a Presidencia de México?

Andrés Manuel López Obrador dejará la residencia oficial de Los Pinos para mudar el Ejecutivo a Palacio Nacional. Sin embargo, existen otros 17 inmuebles que pertenecen a Presidencia, donde también pudo haberse alojado este poder.

Dentro de ellos están grandes edificaciones que, en su mayoría, corresponden al Estado Mayor Presidencial, por lo que estas podrían pasar a ser parte del ejército una vez que esta organización se disuelva.

Sin embargo, al día de hoy estas siguen existiendo de la misma forma y son parte del presupuesto de Presidencia para el mantenimiento de los espacios y la erogación de recursos para que… bueno, para que día a día tengan actividad como edificios de gobierno o residencias.

Entre ellas están la Mansión del Expresidente Manuel Ávila Camacho, que pertenece a Presidencia, pero se encuentra en litigio por parte de la familia del expresidente para que cambie de propiedad. Desde 1997 se utiliza par alojar a mandatarios y visitantes distinguidos invitados por parte del Gobierno Federal.

Así mismo, el Deportivo Lomas Altas, ubicado en Avenida Constituyentes, también pertenece a Presidencia y, además de ser un lugar para el entrenamiento y la recreación del EMP, se realizan eventos como el Festival NRMAL y el festival Hipnosis.

Entre otras están las oficinas de Presidencia, en la colonia San Miguel Chapultepec; la Casa Habitación del EMP, en la colonia Petrolera; las Oficinas de la Secretaría de Hacienda, en colonia Belén de las Flores; y un sinfín de oficinas gubernamentales.

Todas estas tienen un presupuesto anual de mantenimiento de aproximadamente 36 millones de pesos. El cuidado, mantenimiento y conservación de estas construcciones está, en su mayor parte, a cargo del EMP, pero también hay alguna empresas privadas dedicadas a ello.

Por otro lado, aunque no son inmuebles, existen dos hangares presidenciales que también forman parte de las construcciones a nombre de Presidencia de México.

Los Pinos podrían salir de ese gasto y de esos edificios a nombre del ejecutivo mexicano, sin embargo no se sabe con certeza qué pasará con el régimen inmobiliario de los edificios, casas y complejos que son para uso del EMP.

Con información de Reforma