No, Plutarco, nada justifica ser acosada o violada

Plutarco Haza, ese actor que solíamos recordar con nostalgia por ser el rostro del programa infantil Bizbirije y quien estuvo casado con la actriz Ludwika Paleta, se unió a las voces que culpan y revictimizan a Karla Souza. Esto, después de que ella hablara públicamente del abuso sexual que sufrió cuando empezaba su carrera.

Si vives en México y aún no te has entrado del caso Karla Souza, aquí va un pequeño resumen: la actriz mexicana denunció en una entrevista haber sido violada por el director de una serie en la que trabajó. Horas más tarde, Televisa despidió a Gustavo Loza “ante las denuncias públicas de abuso sexual de Karla Souza y después de una larga investigación preliminar”. Fue ahí cuando las redes sociales se dividieron y gran parte de la opinión pública revictimizó a la actriz por razones que analizamos aquí.

Ahora, Plutarco Haza usó su cuenta de Twitter para expresar su opinión revictimizadora respecto al caso. Porque primero critican a las mujeres por quedarse calladas ante la injusticia y, cuando por fin se atreven a hablar, las acusan de ser cómplices de la violencia.

Ay, Plutarco.

El tuit del actor, que hasta el momento tiene casi 15 mil ‘me gusta’, demuestra que no solo le valen tres pitos las víctimas de abuso sexual, sino los acentos y los signos de puntuación. Pero que no se preocupe, aquí lo transcribimos y se lo corregimos:

“Condeno severamente el acoso sexual y laboral, pero también quiero decir que si tú fuiste amante, novia o accediste a algún favor sexual para crecer en tu carrera, NO eres víctima, eres cómplice, eres parte del problema. Las únicas víctimas son los y las que dijeron NO”.

Foto: Instagram

¿Neta, Plutarco? ¿Primero dices que condenas el acoso sexual y laboral y luego lo justificas porque la víctima no dijo que no? Ahora resulta que las víctimas de violación “son parte del problema“. Evidentemente prefieres cerrar los ojos ante el abuso de poder que existe no solo en un gremio en el que has trabajado gran parte de tu vida, sino en la sociedad en general.

Si las únicas víctimas son las que dicen que NO, ¿qué hay de las que fueron violentadas cuando estaban inconscientes, cuando negarse implicaba perder su trabajo o cuando eran demasiado jóvenes para saber cómo defenderse? ¿También son cómplices? ¿Son parte del problema? Cuéntanos más, Plutarco.

Desde la denuncia pública de Karla Souza, que marcó el inicio de lo que es considerado el #MeToo mexicano, han sido varias las actrices que se han pronunciado respecto al acoso y el abuso sexual que predominan en la industria. Y aunque no han sido pocos los detractores que consideran al movimiento una “cacería de brujas”, afortunadamente también son cada vez más las voces que dicen ‘basta’ a la cultura de la violación, como lo mostró el hashtag #YoNoDenuncioPorque.

Las víctimas tienen sus razones para no decir NO y, por si hace falta decirlo, eso no las hace culpables. ¿Saben qué sí es ser ‘parte del problema’? Acusar a una mujer de ser ‘cómplice’ de su propia violación. 50 planas para mañana.

ANUNCIO