María Elena, saxofonista atacada con ácido, tocó con la Maldita Vecindad en el Vive y fue hermoso

En 2019 la saxofonista María Elena Ríos fue víctima de violencia de género y sobreviviente de tentativa de feminicidio en el estado de Oaxaca.
Foto: @ale_castilloh 2 (Twitter)

En 2019 la saxofonista María Elena Ríos sufrió una tentativa de feminicidio cuando fue atacada con ácido en Oaxaca. “Mejor me hubiera matado”, fue lo que dijo María Elena dos días después de sobrevivir al ataque el 9 de septiembre de 2019. Ahora ha brillado en el Vive Latino 2022.

María Elena apareció en el escenario principal del Vive junto a la Maldita Vecindad y los Hijos del Quinto Patio para cerrar el primer día del festival el pasado 19 de marzo, y ha sido hermoso.

La saxofonista tocó Chacahua, una canción dedicada a los pueblos originarios de Oaxaca, pero también tocó los corazones de más de 80 mil personas que estuvieron presentes en el concierto y desde redes sociales.

Tras convertirse en una sobreviviente de violencia de género, uno pensaría que la justicia llegaría pronto para una mujer que fue rociada con ácido pero no fue así. “El otro infierno” de María Elena, como narran en Pie de Página, fue la violencia institucional que no hizo nada por ayudarle, incluyendo a la Fiscalía General de Oaxaca hasta el Tribunal Superior de Justicia, además del acoso y criminalización del que fue objeto por parte de los familiares de su agresor, Juan Vera Carrizal, exdiputado priista y empresario gasolinero, que ordenó el ataque a la música.

Poco a poco se le ha hecho justicia a María Elena después de mucho tiempo, y tal y como ella misma relató al diario El Universal, comenzó a colaborar con la Maldita vecindad porque ellos mismos le han manifestado que quieren darle visibilidad a su caso. “Me he quejado con ellos de todo lo que me ha pasado. Son muy buenas personas, gente muy bonita”, expresó.

***

Sigue la discusión masiva en nuestro canal de YouTube.

ANUNCIO