La CNTE resiste en cuatro estados

La protesta de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) pronto cumplirá dos semanas desde su inicio. A pesar de las declaraciones triunfalistas de la Secretaría de Educación Pública (SEP) —que daban el movimiento docente por muerto— las protestas en CDMX, Chiapas, Guerrero y Oaxaca, resisten y renuevan sus fuerzas.

Así, lo que los medios de comunicación pintaban como un éxito rotundo de la reforma educativa, impulsada por el Secretario de Gobernación, Aurelio Nuño, empieza a generar más preguntas y dudas.

Según Nuño, se iniciaría el proceso de despido de más de 3 mil docentes que participan en el paro, no obstante algunas administraciones estatales no han procedido legalmente contra los maestros “faltistas” y esta amenaza no ha detenido la protesta.

En CDMX, la Coordinadora trasladó el plantón que se había mantenido frente a la Secretaría de Gobernación (SEGOB) en la calle de Bucareli. Esto sucedió luego de que en la madrugada del jueves la Policía Federal desalojara a los docentes. La nueva ubicación del plantón es La Ciudadela, lugar propuesto por la SEGOB.

 Mientras tanto, en Oaxaca, los profesores de la Sección 22 sitiaron el aeropuerto por 10 horas. Bloquearon la avenida principal de la terminal aérea, impidiendo el paso a vehículos y montaron barricadas para bloquear la carretera Oaxaca-Puerto Escondido.

A pesar de los intentos de la policía por disolver el bloqueo, los docentes se resistieron. Según medios como Milenio, los manifestantes cercaron una gasolinera y amenazaron con quemarla, además de destruir un camión Kodiak y prenderle fuego a varios neumáticos.

El panorama en Chiapas también es de enfrentamiento: con cerca del 100% de las escuelas públicas en paro, los maestros marcharon y exigieron al gobierno estatal la liberación de siete profesores que fueron detenidos el miércoles pasado.

Aquí los docentes también dicen haber sido agredidos físicamente por las autoridades con balas de goma y gases lacrimógenos.

En Guerrero más de 20 mil manifestantes marcharon en la Autopista del Sol durante cuatro horas en rechazo a la reforma educativa y a la ola de despidos anunciados hace unos días por el gobierno federal (como aquí te contamos). De las 100 mil 200 escuelas públicas que hay en Guerrero, 3 mil 500 han suspendido sus labores.

El estado con menor afectación por el paro laboral docente es Michoacán, donde se registra que el 10% de los planteles de educación pública han suspendido clases.

A los argumentos para la protesta en contra de la reforma educativa, se le suma el de la liberación de los maestros detenidos y se refuta la criminalización de los líderes de la Coordinadora. La PGR acaba de expedir órdenes de aprehensión en contra de Rubén Ginez y Francisco Villalobos Ricárdez (líderes de la Coordinadora en el Estado de Oaxaca), junto con otros 24 integrantes de la protesta magisterial. A ambos líderes se les acusa de organizar movilizaciones que llevaron a hechos delictivos.

Se prevé que hoy haya una marcha de Bucareli hasta Los Pinos. Según el Jefe de Gobierno capitalino, Miguel Ángel Mancera, se reforzaran las medidas de seguridad para acompañarla y así evitar cualquier incidente. Asimismo, exhortó a los manifestantes a afectar lo menos posible el flujo cotidiano de los capitalinos.