INAI podría multar con suma ridícula a Romero Deschamps por opacidad

Uno de los máximos símbolos de la corrupción y la impunidad en nuestro país la encarna el líder del sindicato de Pemex, Carlos Romero Deschamps. Este personaje, junto con su organización sindical son un resquicio del añejo corporativismo priista que atrajo a su órbita a distintas organizaciones obreras, de ahí el término “sindicato charro”.

Prueba de ello es que Romero Deschamps es un militante priista que además de dirigir el sindicato, paralelamente ha sido diputado y senador plurinominal en varias ocaciones. Pero además de esto, está bien documentado que desde la dirigencia del sindicato de Petróleos Mexicanos este personaje ha amasado una fortuna explicable solo desde la corrupción.

Hasta el día de hoy, el gremio se ha negado a transparentar los recursos que opera este personaje, la mayoría de estos tienen que ver con viajes, viáticos, premios que recibe el líder sindical, así como con convenios que firma la dirigencia con distintas entidades públicas y privadas. Esta negativa viola flagrantemente las leyes de transparencia y acceso a la información.

Por esto, el Sistema Nacional de Transparencia podría multar a Romero Deschamps con una suma de mil 500 salarios mínimos, que equivale a unos 120 mil pesos, sí, como lo escuchó, ¡120 mil pesos! Una suma que resulta totalmente ridícula si pensamos en las sumas exhorbitantes e inexplicables que maneja cotidianamente este personaje. (Vía: Sin Embargo)

Es decir, si el líder petrolero no transparenta máximo en diciembre de este año los recursos del sindicato, a principios del siguiente año será acreedor a una multa que asciende a la suma antes mencionada. Esta es una sanción que bien puede pagar con tal de no abrir los libros que muestren las operaciones financieras de esa organización sindical.

Según el Instituto Nacional de Acceso a la Información (INAI),  ha ordenado al sindicato de Pemex la entrega de su información financiera, sin embargo el gremio se ha negado a hacerlo y ha buscado obtener dos amparos para evitar transparentar sus cifras. Según el presidente del INAI, Francisco Javier Acuña, la organización que encabeza Romero Deschamps se ha negado sistemáticamente a entregar la información solicitada.

“Alegan que no cuentan con la infraestructura tecnológica necesaria para dar trámite a las solicitudes de información, además de que consideran que Pemex es quien debe atender el trámite correspondiente de manera directa a las solicitudes de información”

Sin embargo, el argumento del sindicato de Pemex es totalmente falso, la Ley General de Transparencia obliga a distintas instituciones y actores a transparentar su recursos, entre ellos están los sindicatos ¿Hasta cuándo seguirán impunes las corruptelas de Romero Deschamps y su organización? (Vía: Reforma)

 

 

Publicidad