Deja 52 fallecidos gresca en el penal de “Topo Chico”

Dentro de los protocolos, se aplicó un cerco de seguridad alrededor del penal del Topo Chico y los restantes del estado, como el de Apodaca y Cadereyta.
Topo

El gobernador de Nuevo León, Jaime Heliódoro Rodríguez Calderón “El Bronco”, informó sobre el fallecimiento de 52 personas y 12 heridos, debido a un riña ocurrida en el Centro de Readaptación Social “Topo Chico”. Las autoridades han informado que cinco de los heridos se encuentran en estado de gravedad y que fueron trasladados al Hospital Universitario, pero no dieron a conocer el nombre de las personas que perdieron la vida. Lo que si se ha confirmado, es que no hay niños y mujeres entre las víctimasEste penal está en funciones desde 1947 y tiene capacidad de albergar a 3,800 reos.

En conferencia de prensa, Rodríguez Calderón descartó que haya habido fuga de reos y el uso de armas de fuego. Informó que a las 23:30 horas del día de ayer se registró un enfrentamiento en el interior del penal en las zona C2 y C3. Este enfrentamiento se originó debido a la rivalidad de dos grupos liderados por Jorge Iván Hernández Cantú del “Cártel del Golfo” apodado “El Credo” y por Juan Pedro Saldívar, alias el “Z-27” del “Cártel de los Zetas”, abundó el gobernador de Nuevo León. Hay que recordar que este penal tiene una fuerte presencia de estas dos organizaciones criminales. 

Las primeras versiones apuntan a que el detonante de la gresca fue el intento de fuga y asesinato de Jorge Hernández Cantú, “El Credo”, quien además es uno de los cabecillas del presidio. Su muerte a manos de la banda rival cuando pretendía huir, habría desatado, según estas versiones, el conflicto. Un choque que desembocó, ante la incapacidad de las fuerzas de seguridad, en un disturbio de proporciones serias. Más tarde, alrededor de las 09: 00 horas de la mañana, el gobernador salió a aclarar la situación.

“Alrededor de las 01:30 horas (tras la intervención de la autoridad penitenciaria) la situación quedó bajo control”, dijo en conferencia de prensa.

Saldívar  o “El Z-27” es señalado de estar detrás de la muerte en 2010 del estadounidense David Hartley en una presa en la frontera entre México y Texas. El hombre recibió un tiro cuando iba junto con su esposa a bordo de motos acuáticas.

Dentro de los protocolos, sostuvo el gobernador, se aplicó un cerco de seguridad alrededor del penal del Topo Chico y los restantes del estado, como el de Apodaca y Cadereyta. Tambien señaló que se dará atención a familiares de víctimas, a través del Sistema Nacional para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF), secretarías de Salud (SSA) y del Gobierno del estado. A su vez, Rodríguez Calderón mencionó que para el deslinde de responsabilidades, pedirá la presencia permanente de personal de la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH). El gobernador solicitó a las decenas de familiares apostados en la puerta del penal, que permitan la salida de cadáveres “para poder identificarlos”.

No es la primera vez que sucede algo así en este penal, en el 2008 también hubo una escaramuza entre bandas rivales, en aquella ocasión algunos reos se subieron al techo del penal y con mantas denunciaban que “Los Zetas”, brazo armado en ese entonces del “Cártel de Golfo”, cobraban derecho de piso a los internos, entre otras anomalías.