Crece la deuda pública en México

La deuda pública cerrará 2016 con 485 mil 500 millones de pesos más de lo esperado, al pasar de una proyección inicial de nueve billones 195 mil 700 millones a nueve billones 681 mil 200 millones de pesos, principalmente por la volatilidad del peso frente al dólar.
deuda

De acuerdo con el diario Excélsior, la deuda  pública cerrará 2016 con 485 mil 500 millones de pesos más de lo esperado, al pasar de una estimación inicial de nueve billones 195 mil 700 millones a nueve billones 681 mil 200 millones de pesos, debido principalmente a la volatilidad del peso frente al dólar, según datos de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

La deuda crecerá debido a la depreciación del peso frente al dólar, por lo cual se disparó el alza en 762 mil 300 mdp. Además, el aumento acontecerá a pesar del recorte de 169 mil mdp de financiamiento en el sector público anunciado para el próximo año. (Vía: Excélsior)

Según la SHCP, el crecimiento del Saldo Histórico de los Requerimientos Financieros del Sector Público (SHRFSP) se explica por el nuevo el tipo de cambio, cuya incidencia en el Saldo Histórico se había estimado originalmente en 253 mil 700 millones de pesos.

Sin embargo, aumentó 508 mil 600 mdp por la nueva apreciación del dólar, así como 294 mil mdp, como deuda del gobierno federal, por el reconocimiento de pasivos laborales de Petróleos Mexicanos (Pemex) y de la Comisión Federal de Electricidad (CFE). Aunque sólo ha asumido como deuda pública 184 mil millones de pesos (50 mil millones en diciembre de 2015 y 134 mil millones de pesos en agosto 2016) en su totalidad expasivos de Pemex. ( Vía: Excélsior)

Además durante los próximos meses asumirá pasivos laborales de la CFE por un monto estimado en 160 mil millones de pesos.

Si como consecuencia de la asunción de los pasivos de Pemex, se observaron incrementos en la deuda del gobierno federal y en el SHRFSP, durante los siguientes meses continuarán aumentando por la asunción de los pasivos laborales de la CFE, entre otros factores. El traspaso de los pasivos de la CFE a la deuda del gobierno federal podrá concretarse en 2016 o 2017, una vez que haya sido validado por un experto independiente. ( Vía: Excélsior)

Los apoyos del gobierno federal a Pemex y a la CFE, explicó la SHCP, son operaciones compensadas que no incrementan las necesidades de financiamiento del sector público, aunque sí se reflejan en un incremento del gasto y del nivel de deuda. Por esta razón, algunos incrementos observados se explican también por la acción de asumir los pasivos laborales de estas dependencias. ( Vía: Excélsior)