Senadores aprueban en lo general la Ley de Seguridad Interior

Con 76 votos a favor, 44 en contra y 3 abstenciones, el proyecto de la Ley de Seguridad Interior fue aprobado en lo general, con reservas, en el pleno del Senado de la República.

Por parte de legisladores de la oposición, se hicieron reservas en todos los artículos, tanto los 34 que componen a la minuta como los transitorios.

Lo que sigue es que se discutan las reservas para que luego se vuelva a votar en lo general y lo particular. Una vez con eso listo, la ley será turnada a la Cámara de Diputados, donde los legisladores verán si la aprueban con las modificaciones que le aplicaron.

https://twitter.com/IrisVianeyMM/status/941594716344340480

Si no hay peros con las modificaciones y le dan luz verde, la Ley de Seguridad Interior iría desde Diputados -donde senadores del PRI y PVEM, como César Camacho, la impulsaron- hasta el Ejecutivo, donde Peña Nieto podría pasarla y entraría en vigor al día siguiente, según dicta uno de sus artículos transitorios.

Entre las voces que se hicieron escuchar contra la ley por parte de la oposición, sonó la del senador Manuel Bartlett, quien acusó que se está entregando a México a un estado policiaco militar, subordinado a los Estados Unidos. Por otro lado, Layda Sansores señaló que con la Ley de Seguridad Interior se genera un círculo redondo en el negocio de las drogas y las armas entre México y Estados Unidos.

Además, opositores constantemente hicieron referencia a las advertencias que organismos nacionales e internacionales han realizado sobre la Ley de Seguridad Interior, como posible impunidad y la desincentivización de la profesionalización de las Policías.

Voces a favor: Roberto Gil Zuarth, uno de los panistas rebeldes y principales promotores, reafirmó su postura y aseguró que la vía fácil es sacar al Ejército y los marinos, y no profesionalizar a la Policía. Senadores del PRI, como Ernesto Gándara y Manuel Cavazos, también insistieron que el proyecto de dictamen no es inconstitucional, ni contiene opacidad o abre la posibilidad a la violación de las Fuerzas Armadas.

La aprobación de la ley ocurre a menos de un día en el cual, en un hecho sin precedentes, la oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos de las Naciones Unidas emitió un comunicado en el cual señala que la Ley de Seguridad Interior supone un riesgo para los derechos humanos y exhorta al Senado a rechazarla.

La decisión del Senado ocurre a tan sólo una quincena de que en la Cámara de Diputados aprobaran la iniciativa, la cual avanzó aparentemente sin problemas en el circuito legislativo, pero con muestras de resistencia entre organizaciones civiles, académicos, las comisiones de derechos humanos nacionales e internacionales y hasta la ONU.

Publicidad