Municipios más violentos en 2016 concentraron 19% más homicidios en 2017

Desde hace meses supimos que 2017 sería el año más violento de las últimas dos décadas, pero esta violencia ya se veía venir desde hace años. En enero pasado, Peña Nieto ofreció una nueva estrategia para combatir los asesinatos en los 50 municipios –2% del total en el país– más sangrientos, pero a un año, los resultados no parecen haber rendido los frutos deseados.

He dado indicaciones al gabinete de seguridad para que en estrecha coordinación con las autoridades locales se ponga en marcha una estrategia de atención integral a los 50 municipios que concentran el 42% de los homicidios dolosos que hoy se están cometiendo en el país“, dijo Peña Nieto en ese entonces.

En 2016, estos 50 municipios sumaron 8 mil 895 asesinatos. En los mismos, la cifra en 2017 alcanzó 10 mil 597, es decir un 19% más respecto al año previo. A su vez, de los 25 mil 339 homicidios dolosos –cifra histórica– en 2017, la cifra en estas demarcaciones representa nuevamente el 42%.

Las 10 alcaldías que más asesinatos registraron en 2017 son las siguientes:

  1. Tijuana, Baja California – 1,618 (+85.5%)
  2. Acapulco, Guerrero – 834 (-9.1%)
  3. Juárez, Chihuahua – 642 (+36.5%)
  4. Culiacán, Sinaloa – 493 (+23.2%)
  5. Chihuahua, Chihuahua – 363 (+32.0%)
  6. León, Guanajuato – 335 (+73.5%)
  7. Ecatepec, Estado de México – 318 (+6.7%)
  8. Guadalajara, Jalisco – 266 (+29.1%)
  9. Chilpancingo, Guerrero – 260 (+11.1%)
  10. Iztapalapa, CDMX – 230 (+3.6%)

El resto de las demarcaciones que se incluyen en la lista abarcan entidades como Colima, Morelos, Nuevo León, San Luis Potosí, Quintana Roo, Tabasco y Zacatecas.

María Eugenia Suárez, investigadora de la Universidad de Guadalajara, señaló a Sin Embargo que la estrategia no funcionó porque se cometió el error de pensar que los homicidios son cometidos por el crimen organizado únicamente. La académica apuntó que de ese modo se descuida el frente contra otro tipos de violencia  y el cuidado de las autoridades municipales.

Yo creo que un porcentaje se le puede atribuir (al crimen organizado), el problema es que no tenemos las mediaciones para tener una respuesta más precisa, porque por un lado tendríamos que tener una policía que investiga“, agregó Édgar Cortez Moralez, investigador del Instituto Mexicano de Derechos Humanos y Democracia A.C. al medio.

Por otro lado, el Semáforo Delictivo enfatiza que tres cuartas partes de las ejecuciones en el país fueron realizados por el crimen organizado, según Sin Embargo.